Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

José Mota, al llegar al Ártico: "¡Qué belleza!"

Los que más sorprende a José Mota es el sol de medianoche que se produce de abril a agosto. A las 1.30 horas, no consigue conciliar el sueño. La única prohibición en Longyearbyden es no salir del perímetro del pueblo por el peligro de un ataque de oso polar.