Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 88 % de las imágenes sensuales que los jóvenes suben a la red terminan en sitios porno

sexting, contenidos sexualescuatro.com

El 88% de las imágenes sensuales o sexualmente explícitas que niños y jóvenes publican en las redes sociales de sí mismos y de sus amigos  son robadas por los portales de contenido para adultos, según reveló una organización de seguridad en Internet. El ente de protección online advirtió a estos usuarios que después de colgar contenidos digitales en la red estos quedaban fuera de nuestro control.

La organización Internet Watch Foundation (IWF) rastreó durante 47 horas a lo largo de cuatro semanas unas 12. 224 imágenes y videos colgados en 68 redes sociales.
10.776 de estas imágens terminaron publicadas en sitios webs porno, según publicó ' The Guardian'.
Miles de jóvenes y menores de edad publican imágenes sugestivas, que rozan la pornografía, mediante servicios de portales como Facebook, Flickr, Tumblr o Twitter.
Lo que ignoran es que esas fotografías o vídeos luego son recopilados y publicados en sitios “parásitos”, que se especializan en mostrar desnudos de adolescentes de todo el mundo, aseguró Susie Hargreaves, directora de la Internet Watch Foundation.
"Esta investigación revela el problema del control de estas imágenes. Una vez que una imagen se ha copiado en un sitio web parásito, ya no basta con simplemente eliminar la imagen original de la cuenta online”, explicó la responsable del ente.
La fundación informó que muchos jóvenes han contactado con ellos al descubrir sus fotos publicadas en lugares perjudiciales para su reputación.
Otros jóvenes han encontrado fotos explícitas de sí misma en estos portales porno después de que han perdido o les han robado su móvil.
Las organizaciones de protección de la red advierten de que la mejor manera de evitar que nuestras fotos privadas terminen en estos lugares es hacer un uso responsable de internet y mostrar los riesgos a los más jóvenes.