Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Altamira cierra 2016 con 286.000 visitantes, un 8% más, y se sitúa como el tercer museo estatal

Un total de 285.990 personas han visitado el Museo de Altamira a lo largo de 2016, un 8,4% más que el año anterior y la mejor cifra en 12 años. Altamira ha sido el tercer museo estatal con mayor volumen de visitantes, por detrás del Arqueológico de Madrid y el Museo Sefardí de Toledo.
La cifra de visitas que el museo de Santillana del Mar ha alcanzado el año pasado es la más alta desde los años 2002 y 2003, cuando se registraron 368.737 y 298.828 visitantes, respectivamente, según datos del Ministerio de Cultura consultados por Europa Press.
Por meses, el mayor volumen de visitas se registró como es habitual en los meses de verano, con agosto a la cabeza, 53.675 personas; seguido por julio, con 44.811; junio, con 32.463; y septiembre, con 28.787 visitantes.
La directora del Centro de Investigación y Museo Altamira, Pilar Fatás, ha mostrado su satisfacción antes unos datos que reconoce que son difíciles de superar, porque en verano y puentes festivos, el museo está "al límite de su capacidad y no es posible superarlo porque hay que mantener siempre la garantía de la calidad de la visita".
"Realmente no tenemos más margen de crecimiento, de hecho la cifra de visitantes este año nos ha sorprendido", ha dicho Fatás en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press. En el año 2016, en el que el anterior director de Altamira, José Antonio Lasheras, perdió la vida en un trágico accidente de tráfico, la cifra de visitantes ha crecido en más de 22.000 personas respecto a 2015.
Para 2017, el Museo Altamira tiene previsto incorporar nuevas actividades para los fines de semana y trabaja ya en dos exposiciones temporales. La primera de ellas será sobre la mujer y comenzará en marzo.