Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Violencia en el fútbol: decidieron fallar el penalti para que la tensión no fuera a más

Las imágenes grabadas del suceso son elocuentes en algunos momentos, especialmente cuando recoge la agresión de alguien del Club Deportivo Tiro Pichón de Málaga contra una persona del banquillo rival, el club Natación Almería.

Desde el club malagueño, cuyos jugadores visten de rojo, reconocen que hubo invasión de campo, pero no admiten lo que dice el acta arbitral: que sus aficionados entraron al campo “lanzando botellines de agua y golpeando a jugadores y cuerpo técnico del equipo local, e incluso uno de esos aficionados me golpeó a mí”.

El audio de la cámara no lo recoge, pero se observa claramente a aficionados increpar a los jugadores. “Tira el penalti fuera, por favor, que nos estamos jugando mucho”, habrían dicho, según el Tiro Pichón. Pero el acta arbitral recoge términos mucho más graves: “Todos los aficionados, tanto los que se encontraban en el terreno de juego como fuera de él, nos amenazaron de muerte al equipo arbitral y al lanzador del penalti”, se puede leer.

Ante semejantes advertencias, los responsables del club almeriense pensaron más en la paz que en el resultado. “Mejor que se falle el penalti”.