Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La @policia se emplea a fondo en las redes sociales

Facebook, Twitter, Instagram... No hay red social en la que se les resista. "Es un canal mucho más directo, se comunican con nosotros en poco tiempo y son mensajes más rápidos y eficaces", nos explica María Fernández, portavoz de la Policía Nacional y parte del grupo de redes sociales. Reciben cinco mil mensajes y menciones al día, una cada menos de 20 segundos. "Acabamos de recibir un mensaje de un follower que le ha llegado un SMS en el que se le anunciaba que había ganado un premio nada menos que de dos millones de euros", nos muestra Laura Garaboa, también del equipo de comunicación de la Policía Nacional. Una estafa. Le contestan y avisan al resto de internautas. Desmienten también cientos de bulos y aconsejan ante ataques personales desde el mundo virtual. "Ignorar a estos trols, a estas personas que hacen comentarios despectivos o que intentan amargar la vida de otros ciudadanos en su faceta online", nos recomienda Víctor Fernández, subinspector del grupo de redes sociales. Si persiste, bloquear. Y si la cosa es seria, denunciar: llamar al 091 ó acudir a la comisaría porque por las redes sociales no se formaliza. Es lo que pasó con unos vídeos de contenido homófobo, tras la denuncia de usuarios de Internet y un colectivo LGTB. Pistola en mano, un joven amenazaba con una matanza como la de Orlando. "Es el Código Penal el que establece cuál es la frontera entre un comentario hacia otro usuario de red social y lo que podría ser un delito", añade Víctor. El hombre fue detenido en Mataró. Cuenta con antecedentes por malos tratos y lesiones. Se enfrenta a una pena de entre 1 y 4 años de cárcel y una multa de entre 601 y 30.000 euros. "La colaboración ciudadana es muy importante para nosotros. En nuestras redes sociales también recibimos críticas", reconoce Laura, "y son importantes también por lo que eso nos aporta". Siempre pensando en mejorar. No en vano, son referencia -casi dos millones y medio de seguidores les avalan- para las policías del resto del mundo.