Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Piel de gallina, ¿por qué aparece?

Piel de gallinacuatro.com

La sensación de tener ‘piel de gallina’ suele aparecer cuando tenemos frío, nos emocionamos, nos sobresaltamos, por nervios, deseo sexual o cuando nos asustamos. Esto ocurre porque nuestros poros se expanden y los pelos se separan. Los nombres técnicos que se le dan son horripilación cutánea y piloerección generalizada.

Según mejorconsalud.com, la horripilación se produce cuando los músculos lisos o involuntarios se enfrentan a un problema grave. Esto provoca que el sistema autónomo se ponga en alerta. La excitación causa contracciones musculares y enderezamiento del vello. Puesto que el pelo está situado de forma oblicua en la piel, cuando es impulsado violentamente hacia el otro lado provoca las rugosidades típicas de la ‘piel de gallina’.
Al igual que en otros animales, este mecanismo es útil para mantener el calor corporal. También aparece como reacción a un sobresalto, un susto o una situación de peligro.
Antebrazos, cuello, piernas, nuca, cabeza y cara son los lugares donde más suele darse la ‘piel de gallina’.