Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Denuncian la aparición de moho en la Jirafa Sophie, un mordedor de bebé

Varias madres denuncian el crecimiento de moho en los mordedores de sus hijostelecinco.es

Cuando Dana Chianese descubrió un olor a mustio en la Jirafa Sophie, el mordedor de su bebé, decidió cortarla por la mitad para ver de dónde provenía. Para su sorpresa, el interior del famoso juguete, el preferido de su hijo, estaba plagado de moho. La compañía del juguete ha explicado en un comunicado que debe limpiarse sin sumergirse en agua, simplemente con una esponja humedecida en agua jabonosa.

Dana Chianese, una dentista de Nueva Jersey, había recomendado a sus pacientes cada día comprar ese tipo de mordedores con agujeros para aliviar el dolor de encías de los bebés. Tiene dos hijos y ambos lo han usado. De hecho, era su preferido, cuenta a Good Housekeeping. “Todavía me duele saber que durante meses dejé que mis bebés masticasen juguetes con moho”, expresa.
Otros consumidores, como Stephanie Opera, denunciaron el mismo problema. La compañía, por su parte, ha respondido a la polémica que se ha creado con el mordedor lanzando un comunicado en el que explica la importancia de realizar una limpieza del producto sin sumergirlo en el agua para evitar que esta quede en su interior.
Chianese, por su parte, cuenta a Good Housekeeping que limpiaba el mordedor tal y como se indica en las instrucciones: usando agua caliente jabonosa con una esponja húmeda. Y destaca que fue en el momento de su cuidado cuando detectó un olor que salía de su agujero.
“Decidí cortar a Sophie por curiosidad y descubrí un experimento científico viviendo en su interior”, cuenta.  Dada su experiencia, expresa su rechazo a este tipo de mordedores. “Ya no compraré ningún juguete de dentición con agujeros, ni lo recomendaré a mis pacientes", sentencia.