Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un joven de 15 años se ahorca por el acoso de sus compañeros que lo llamaban 'marica'

Un adolescente romano de 15 años se ha suicidado este martes, harto de las burlas e insultos de sus compañeros que lo llamaban 'maricón'. El joven ese día había asistido a clase con las uñas pintadas y un profesor lo había regañado. Al llegar a su casa se ha ahorcado frente a su hermano pequeño, según ha publicado 'The HuffingtonPost'.

El adolescente que asistía a un colegio en la capital italiana era víctima del acoso de sus compañeros de clase, que lo insultaban por sus gestos y su manera de vestirse.
Las burlas y las ofensas habían comenzado desde hacía más de un año y el joven al parecer no pudo soportar por más tiempo.
Sus compañeros no solo se burlaban cada día en el aula, sino también habían creado un perfil en Facebook desde donde mantenían un acoso sistemático.
La cuenta era visible para toda la clase y hasta habían colgado una foto de el joven suicida con la dirección dónde vivía y comentarios alusivos a su supuesta homosexualidad.
Este martes, el adolescente ha llegado a clase con las uñas pintadas y alguno de sus compañeros lo han llamado 'maricón' . "Una profesora ha regañado a los acosadores",  aseguraron a los medios.
Cuando ha terminado la jornada ha regresado a casa y se ha colgado usando su bufanda, delante de su hermano pequeño.
El caso está en manos de la policía que investiga quién o quiénes crearon el perfil en la red social con el único objetivo de perseguirlo y desde donde lo acosaban casi a diario. La posible imputación para el responsable es de instigación al suicidio.
Algunos de sus compañeros han asegurado que el joven también tenía problemas en su casa, porque sus padres no lo entendían.
El representante de una organización que lucha por los derechos de los homosexuales en Italia ha comentado lo ocurrido explicando que casos así "lamentablemente no me sorprenden", por la cantidad de señalaciones que sistemáticamente reciben de colegios italianos.
Lo peor, según este activista es que muchos directores de centros estudiantiles no están dispuestos a colaborar para evitarlos.