Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mandan a prisión al hombre que llevaba en el maletero de su coche a un inmigrante

La titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Almería ha acordado este martes prisión provisional comunicada y sin fianza para A.M., el ciudadano de nacionalidad francesa de 34 años cuyo hermano murió asfixiado cuando trataba de entrar en España dentro de una maleta a bordo de su coche. El arrestado dijo que no sabía que su hermano estuviera dentro de la maleta.

Según ha comunicado el TSJA, la juez ha ordenado el ingreso el prisión del acusado por un presunto delito de homicidio imprudente y otro contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, lo que también había solicitado la Fiscalía tras la muerte de N.M., de 27 años y nacionalidad marroquí.
Por su parte, el acusado ha declarado ante la juez, si bien en su versión de los hechos ha mantenido en todo momento que desconocía que su hermano menor estuviera en el interior de la maleta que transportaba en el coche de vuelta a Francia.
Según la investigación policial, fue el detenido quien encontró a la víctima "agonizando" en el interior del equipaje cuando fue a comprobar el estado en el que se encontraba poco antes de desembarcar sobre las 21,00 horas en el puerto almeriense.
Según la investigación inicial, el dueño del automóvil conocía la presencia de su hermano en el interior del coche.
El joven de 27 años se encontraba en el interior de una maleta "grande" en la que "podía ocultarse perfectamente un adulto". Los primeros indicios apuntan a que se infiltró en el barco como polizón y posteriormente hizo "parte del trayecto" en la maleta.
La víctima fue atendida en un primer momento por el personal del buque 'Sorolla' después de que su hermano alertara de su estado de salud, aunque el hombre no reaccionó a la reanimación.
Fue atendido posteriormente en el puerto por una ambulancia, aunque los sanitarios únicamente pudieron constatar su muerte.