Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las familias de los dos asesinados en el conocido como crimen del Cash Record de Lugo piden agilidad a la justicia

En el ecuador de la prórroga de seis meses que finaliza a principios de diciembre, concedida por el Juzgado número uno de primera instancia de Lugo para continuar con las pesquisas, los familiares de los dos asesinados, en el conocido como doble crimen del Cash Record en el polígono del Ceao (Lugo), reclaman "agilidad" a la justicia para resolver este caso.
Hace más de 23 años que se producía el doble homicidio, en marzo de 1994, cuando aparecieron los cadáveres de una cajera, Elena López de 32 años, y un reponedor, Esteban Carballedo de 26, cosidos a balazos. La presión de las familias provocó que se reabriera una investigación que no ha conseguido apenas avances en todos estos años.
La hermana de la cajera, Isabel López, ha protestado porque la investigación "está algo parada". "Yo creo que a ellos les corre prisa cerrarlo (el caso), como siempre. Estos seis meses es un poco como para mantenernos contentos", argumenta.
El abogado de las familias ha solicitado que se llame a declarar a "ciertas personas", sobre todo del entorno del que hasta el momento es el único sospechoso, un hostelero que tuvo un local en el casco viejo de Lugo y que ahora reside en Burgos. "Tuvo algo que ver y que está él implicado, lo tenemos claro", desliza Isabel que no duda que tendrá que ser llamado a declarar en Lugo.
Pese a que en el momento del doble crimen desapareció la recaudación del día, de ese local que es una especie de supermercado para profesionales, sobre cinco millones de las viejas pesetas (30 mil euros), Isabel López no cree que esa fuera la única causa.
Ve detrás del doble crimen "otros motivos", como puede ser también "el tráfico de armas o de drogas". "El dinero estaba allí y nunca apareció tampoco. Ese fue uno de los motivos, pero hay más", sostiene finalmente la hermana de Elena López.