Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cientos de vecinos de El Salobral despiden a las dos víctimas

Una multitud de vecinos y amigos han despedido a Almudena en el tanatorio de Albacete. Horas más tarde, en El Salobral (Albacete) lo hacían con la segunda de las víctimas fallecida este sábado. El sacerdote que ha oficiado la ceremonia ha insistido en hacer las misas por separadas para que la familia llore el dolor de sus muertos de forma individual.

Cientos de vecinos de El Salobral (Albacete) han dado el último adiós a la pequeña Almudena, asesinada por el presunto asesino J.C.A., que se ha pegado un tiro en la cabeza tras salir de la caseta en la que ha estado atrincherado toda la mañana después de siete horas de negociación.
También, la iglesia de San Marcos, en la pedanía albaceteña de El Salobral (Albacete), se ha quedado pequeña para dar el último adiós a Agustín D., el hombre de 40 años asesinado a tiros el pasado sábado por Juan Carlos Alfaro.
Centenares de vecinos, familiares y amigos han acudido a las 17.00 horas a la iglesia y una parte ha tenido que quedar fuera por la multitud que se ha congregado.
El párroco que ha oficiado la ceremonia, al igual que ha destacado previamente en el funeral de la joven Almudena, ha insistido en que se han hecho por separado porque "cada familia tiene derecho a llorar a sus muertos", añadiendo que cada familia, además, "puede y debe expresar su dolor en la intimidad y en la oración".
 
A este acto religioso han acudido también, además de la alcaldesa de la capital, Carmen Bayod, destacados militantes socialistas, como el exalcalde, Manuel Pérez Castell, o el secretario general local del PSOE, Modesto Belinchón.