Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Se realizan demasiadas intervenciones quirúrgicas de tiroides cuando el 10% son por lesiones sospechosas de malignidad

Se realizan demasiadas intervenciones quirúrgicas de tiroides cuando solo el 10 por ciento se deben a lesiones sospechosas de malignidad, ha afirmado en el Congreso Europeo de la Sociedad de Endocrinología en Lisboa, el director del Centro de Endocrinología de La Coruña, Pablo Vidal-Ríos.
Por este motivo, el doctor ha puesto en marcha su nuevo método de tratamiento de tiroides, testado con total éxito en 40 pacientes, que permite eliminar nódulos de tiroides sin anestesia mediante el láser y que ha presentado en esta cita.
Es decir, el 90 por ciento de las operaciones de tiroides se podrían evitar si se realizase precozmente la eliminación del nódulo por láser y sin anestesia, ha afirmado Vidal-Ríos.
"La práctica real confirma que la ablación tiroidea con láser es clínicamente efectiva, reproducible y un procedimiento ambulatorio rápido. El tratamiento es bien tolerado y no registra riesgo de complicaciones mayores. Además, es mucho más barato porque no requiere hospitalización y podría evitar el 90 por ciento de las cirugías actuales de tiroides si se realiza a tiempo", ha explicado el experto.
PROCEDIMIENTO AMBULATORIO
El procedimiento es totalmente ambulatorio y no requiere ningún tipo de anestesia general ni local. El paciente permanece despierto durante el procedimiento, lo que mejora significativamente la seguridad del tratamiento.
Además de la monitorización automática de las constantes vitales, también se monitoriza el procedimiento mediante 'triple imagen' tiroidea. No hay incisiones ni puntos de sutura, y generalmente el procedimiento no tarda más de 20-30 minutos. Los pacientes pueden volver a su rutina normal al día siguiente, ha informado el doctor.
La enfermedad nodular de tiroides es muy frecuente en la práctica clínica ya que se pueden palpar nódulos de tiroides en el 5 por ciento de la población. La generalización de técnicas de imagen de calidad para múltiples procesos ha eclosionado la detección de nódulos tiroideos que antes pasaban inadvertidos y que suponen una preocupación tanto para el paciente como para su médico.
Cabe destacar que sólo un 10 por ciento de los nódulos de tiroides son malignos, el 90 por ciento son benignos y en 5 años apenas crecerán. Algunos incluso pueden disminuir de tamaño espontáneamente. Aunque el problema se encuentra en que aun siendo benignos, queda un 15 pro ciento de nódulos que aumentan de forma progresiva y que son más numerosos que los malignos.
UN CÁNCER EN AUMENTO
La incidencia del cáncer de tiroides está aumentando en España y en todo el mundo, aunque afortunadamente la supervivencia global es muy alta. Este cáncer sigue siendo más frecuente en mujeres, con 5 casos por cada 100.000 habitantes.
La mortalidad asociada se mantiene baja. De los nódulos benignos, solo un 15 por ciento crecen y de éstos solo malignizan un 0,3 por ciento, correspondiendo fundamentalmente al subtipo de carcinoma papilar. Por otro lado, hay que subrayar que el cáncer de tiroides supone la primera causa de neoplasias del sistema endocrino.