Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Publican el vídeo del accidente de tráfico sus hijos para que sirva de ejemplo

Kyle Careford, de 20 años y su amigo Michael Owen, de 21, murieron el pasado domingo 12 de abril como consecuencia de un brutal accidente de tráfico. El Renault Clio que conducía Kyle se estrelló contra los muros de una iglesia de Crowborough, en el sur de Inglaterra. Él no tenía carné de conducir y a pesar de ello lo hacía a 145 k/h cuando el límite estaba fijado en 48 k/h. Los dos amigos habían consumido drogas y minutos antes del fatal accidente grabaron todo en el teléfono móvil de Michael, hasta que que ocurrió el choque. Ahora las familias de ambos jóvenes han dado su visto bueno para que las imágenes se publiquen y sirvan para que otros conductores no cometan los mismos errores al volante que llevaron a Kyle y a Michael a perder sus vidas.