Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El verano acabará con lluvias en el noreste y sol en el resto y el otoño empezará lluvioso

Las lluvias marcarán el fin de semana en todo el noreste peninsular, aunque se espera que suban las temperaturas en el sureste, según el pronóstico de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). Asimismo, se prevé que el otoño llegue la semana que viene con precipitaciones en casi toda España.
En este sentido, la portavoz de la AEMET, Ana Casals, ha explicado a Europa Press que se en las próximas horas se instalará una depresión atmosférica en el sur de Francia que afectará a la zona norte de la Península.
De este modo, Casals ha asegurado que se esperan cielos cubiertos a lo largo del fin de semana que irán acompañados de lluvias en el Cantábrico oriental y en el noroeste de Navarra. Igualmente, en el nordeste de Cataluña y en el este de Baleares podrían desarrollarse chubascos y tormentas, sobre todo en el litoral catalán. La portavoz también ha destacado que no se descartan precipitaciones débiles en el resto del cantábrico, en el sistema ibérico, al sur del Levante y en el resto de Baleares. Además, lloverá en las islas con más relieve de Canarias.
Con respecto a las temperaturas, subirán el sábado hasta cinco grados en el sureste de la Península y descenderán de tres a ocho grados en el tercio nordeste y en las Islas Baleares. Para el domingo, se mantendrán en sus valores.
De igual forma, Casals ha recalcado que habrá fuertes vientos de componente norte en la desembocadura del Ebro, en Pirineos y en el noreste de Girona.
Para la última semana del verano, la portavoz ha adelantado que "continuará la posibilidad de precipitaciones" y que tendrán especial incidencia en el Cantábrico, en el noreste de Navarra y en Baleares, donde podría haber tormentas. Asimismo, la probabilidad de lluvias también estará presente en el resto del extremo norte peninsular, en el área mediterránea, en el Sistema Ibérico y en el norte de las Islas Canarias de más relieve. En el resto, predominio de cielos poco nubosos o despejados.
Por otra parte, las temperaturas ascenderán el lunes en el nordeste peninsular y en Baleares, manteniéndose después sin grandes cambios. No obstante, se espera que repunten de nuevo para el próximo viernes, 23 de septiembre.
PRECIPITACIONES ACUMULADAS
Finalmente, la AEMET ha hecho balance sobre las precipitaciones producidas entre el 7 y el 13 de septiembre y ha destacado que superaron los diez litros por metro cuadrado en extensas zonas del tercio oeste peninsular, en la zona comprendida entre Cantabria y Cataluña, en pequeñas áreas del oeste de Castilla y León, en los extremos norte y sur de Madrid, en el oeste de Albacete, en el litoral de Valencia y en la isla de Mallorca.
Entre los registros acumulados más importantes, ha resaltado los 85 litros en Pontevedra, los 72 litros en los aeropuertos de Vigo y A Coruña, los 52 litros en Hondarribia, los 32 litros en Ourense y los 30 litros en Valencia. No obstante, puntualiza que el valor medio nacional de las precipitaciones acumuladas desde el pasado 1 de octubre se cifra en 600 litros por metro cuadrado, lo que representa en torno a un 3% menos con respecto al valor normal de ese periodo --619 litros--.