Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Universidad de Sevilla eleva una reclamación para que le notifiquen la sentencia del catedrático condenado

La Universidad de Sevilla (US) ha conocido con "estupor", por los medios de comunicación, el contenido de la "supuesta" sentencia dictada por el Juzgado de lo Penal número 2 de Sevilla contra el catedrático Santiago Romero, condenado a siete años de prisión por tres delitos de abusos sexuales y uno de lesiones cometidos sobre dos profesoras y una becaria de investigación, toda vez que la instrucción fue iniciada a instancia de la propia universidad.
Ante esta situación, la US señala en un comunicado que ha elevado una reclamación urgente para que "con inmediatez la sentencia, de ser cierta, sea notificada a la institución, dada la alarma social que ha provocado tras ser difundida por los medios de comunicación antes de que la US, aun siendo parte implicada, la haya recibido".
En previsión de la posible recepción del fallo, la US señala que "ha activado toda la maquinaria normativa para poder tomar las decisiones correspondientes con la mayor celeridad".
En relación con el daño que el asunto podría causar sobre la imagen de la Hispalense, el rector, Miguel Ángel Castro, que se ha referido al caso con carácter previo a la celebración de un Claustro este martes en el que ha presentado su informe de gobierno, ha declarado, cuestionado por si le preocupa la posible repercusión social del tema, que se preocupa "cada minuto del día" por la institución.
Reiterándose en la "alarma" que el particular puede causar, Castro ha leído ante el Claustro un comunicado tras el cual ha incidido en que la US ha solicitado la sentencia y en que en el momento en que la tenga actuará "consecuentemente".
LA CONDENA
El Juzgado de lo Penal número 2 de Sevilla ha condenado a siete años de cárcel al catedrático Santiago Romero, que en su día fue decano de la Facultad de Ciencias de la Educación y que en la actualidad sigue ejerciendo y dando clases, por abusar sexualmente de tres profesoras entre los años 2006 y 2010.
En este sentido, fuentes del caso han informado a Europa Press de que el Juzgado de lo Penal número 2, en una sentencia que es recurrible ante la Audiencia Provincial, ha condenado a Romero a siete años de prisión por tres delitos continuados de abusos sexuales y un delito de lesiones psicológicas.
De este modo, y según han indicado las mismas fuentes consultadas, el juzgado ha impuesto al acusado dos años de cárcel por cada uno de los tres delitos de abusos sexuales cometidos sobre las víctimas, que incluso tuvieron que dejar la universidad, y un año de prisión por el delito de lesiones.
El juzgado, cabe destacarlo, ha aplicado la atenuante de dilaciones indebidas por el retraso "indebido" del procedimiento, ya que hay que tener en cuenta que los hechos ocurrieron entre los años 2006 y 2010 y el juicio, finalmente, no se celebró hasta el pasado año 2016.
Asimismo, el juzgado ha condenado al catedrático a pagar una indemnización total de 110.000 euros a las tres víctimas --30.000 euros a dos de ellas y 50.000 euros a la profesora que además ha sufrido las lesiones psicológicas-- y ha declarado responsable civil subsidiaria a la Universidad de Sevilla.