Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

UGT defiende un calendario escolar que distribuya los días lectivos de una forma más racional

CSIF denuncia la incertidumbre del inicio del curso, la precariedad de plantillas y recorte en presupuesto
El Sector de Enseñanza de la Federación de Empleados de los Servicios Públicos de UGT (FeSP-UGT) ha defendido este lunes, coincidiendo con el inicio del curso, una modificación del modelo de calendario escolar, de manera que se compensen los periodos lectivos y de descanso y que la "distribución de los días sea más racional". En opinión del sindicato, estos cambios incidirían "favorablemente tanto en el rendimiento del alumnado como en la labor docente".
FeSP-UGT considera que este redistribución de los días lectivos debería ser un asunto a debatir entre todas las partes implicadas, a fin de "alcanzar un reparto más equilibrado".
De este modo, sostiene el sindicato, podría "subsanarse la descompensación de días lectivos que se viene produciendo, con trimestres excesivamente largos frente a otros muy cortos y se evitaría la desconexión o la celeridad del proceso de aprendizaje".
De cualquier modo, la organización sindical considera "urgente" la implicación de las diferentes Administraciones y organizaciones empresariales para la implantación de políticas de conciliación que contemplen medidas concretas como la apertura de los centros docentes para el desarrollo de actividades de tiempo libre, deportivas o culturales, y en especial la promoción de medidas de carácter laboral.
Según el estudio realizado por FeSP-UGT el número total de horas de clase obligatorias para los alumnos españoles de Educación Primaria es similar al promedio de los países de la OCDE y de la UE21. Con 793 horas, España se sitúa ligeramente por debajo de la media de la OCDE, que registra 804 anuales, y por encima de la de la UE21, con 776. En cambio, en la Educación Secundaria inferior el número de horas supera en más de 140 horas el promedio de la OCDE y de la UE21.
Los días lectivos en Primaria y en Secundaria oscilan, en función de cada comunidad autónoma, entre los 175 y los 180 al año, una cifra que se sitúa por debajo de la media de la OCDE y de la UE 21. Respecto a Primaria, comunidades como Cantabria, Ceuta, Extremadura, La Rioja o la ciudad autónoma de Melilla se atienen al mínimo de 175 días que fija la LOMCE, en tanto que Canarias establece 180. En Secundaria, la mayoría se sitúa en 175/176, tal como señala la normativa vigente.
CRITICAS DE CSIF
Por su parte, el sindicato CSIF ha denunciado la incertidumbre con la que se inicia este curso escolar por la implantación de la LOMCE, así como el déficit en las plantillas docentes y la falta de presupuesto. Según la central sindical, un total de 203.300 profesionales del sector educativo se dieron de baja en la Seguridad Social durante los meses de junio, julio y agosto, "la cifra más alta registrada durante los últimos cinco años".
Por este motivo, el sindicato reclama una "adjudicación completa y urgente de las vacantes de personal docente" que están sin cubrir para garantizar que todos los alumnos tendrán a sus profesores en sus puestos a comienzo de curso. Reclama, asimismo, un pacto por la educación que afronte de manera global las necesidades del sector educativo.
Además, CSIF plantea la derogación de los decretos de recortes en materia de educación impulsados en la pasada legislatura, "lo que ofrecería una cobertura legal a las comunidades autónomas para que pudieran impulsar mejoras en las plantillas, los ratios de alumnos por aula o los horarios lectivos".