Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aprenda a rellenar correctamente un parte amistoso de accidente

Un estudio elaborado por la Fundación Pons y la compañía de seguros ARAG, ha descubierto que el 96 por ciento de los conductores españoles no sabe rellenar un parte amistoso de accidentes. Para remediarlo han elaborado una guía en la que nos instruyen sobre los pasos que hay que seguir para cumplimentarlo a la perfección y que mejor forma de comenzar que aconsejarnos llevar siempre en la guantera de nuestro vehículo varios ejemplares de este documento que nos facilitan las aseguradoras.

Lo primero es conocer el formulario. Se trata de un impreso autocopiativo compuesto por dos hojas. Las primeras casillas en rellenar son las referidas a las circunstancias generales del siniestro:
Parte amistoso de accidentes
Casillas de la 1 a la 5
En las casillas nº 1 y 2 indicaremos los datos básicos del accidente: fecha, hora y lugar
En la casilla nº 3 se indicará si hay heridos. Aquí diremos que sí incluso si las heridas son de carácter leve. Eso sí, es importante que se tome nota del nombre completo, dirección y teléfono de todos los heridos.
En la casilla nº 4 se indicará si hay otros vehículos implicados en el accidente, además de los dos que figuran en el parte; por ejemplo, si se golpea a la vez a un vehículo estacionado o si se ha producido una colisión en cadena.
En la casilla nº 5 es en donde apuntaremos los datos de los testigos que hayan presenciado el accidente. Es fundamental que, aparte del nombre, se añada la dirección o un teléfono de contacto con el fin de contactar con ellos si fuera necesario para esclarecer las circunstancias del accidente.
Casillas de la 6 a la 11
Cada vehículo o conductor tiene su apartado --A o B-- con las casillas duplicadas. Primero la rellena un conductor y después otro.
En la nº 6 se consignarán los datos del asegurado en función de lo que indique la póliza.
En la nº 7, los datos del vehículo y el remolque si lo hubiera. Es fundamental rellenar la marca, el modelo y la matrícula.
En la nº 8 se indicarán los datos de la aseguradora y la póliza que tiene contratada. Los datos de la carta verde solo se pondrán si el accidente ocurre fuera del espacio económico europeo o el siniestro lo tenemos con un extranjero.
En la nº 9 hay que indicar los datos del conductor, ya que quizá no coincida con el
asegurado ni con el propietario del vehículo.

El n.º 10 es fundamental, pues se señala con una flecha el punto del choque inicial. No es preciso señalar con muchas flechas todos los daños del vehículo, sino únicamente la zona dónde se produjo el choque inicial. Para indicar los daños que presenta el vehículo utilizaremos el apartado n.º 11.
Detalle de la columna de circunstancias del parte amistoso de accidentes
La más importante de todas, la casilla nº 12

La casilla nº 12 es la más importante a la hora de determinar la responsabilidad en el accidente. Cada implicado indicará en su correspondiente columna su situación en el accidente. Puede marcarse más de una casilla y al final indicar el número total de casillas marcadas.

Es importante que la casilla que marquemos se corresponda totalmente con la realidad del accidente. No debemos marcar una casilla que se le parezca o se aproxime a nuestra versión, ya que eso podría implicar que se malinterpretara la responsabilidad. Si no encontramos una casilla que coincida con nuestra versión, podemos redactar nuestra propia versión en el apartado n.º 14, cuyo título es «Observaciones».

Si ambas partes están de acuerdo en la versión del accidente, también puede redactarse en la cuadrícula o croquis del n.º 13. En esta cuadrícula también puede reproducirse mediante un dibujo la colisión que da lugar al siniestro, indicando la dirección de los vehículos por flechas, la
posición en el momento de la colisión, las señales de tráco, el nombre de las calles, etc.

En cuanto a la parte trasera del impreso, no es necesario rellenarla en el mismo momento del accidente. Cada implicado puede rellenar la parte trasera de su copia con su versión del siniestro, los datos del resto de vehículos implicados, las víctimas, etc.


Efectos del parte amistoso
Nunca deben alterarse los datos ya consignados en la primera página del parte amistoso. Para que el parte amistoso de accidente sea válido, tienen que firmarlo los dos implicados.
Aunque en el mismo impreso estén las firmas, eso no implica el reconocimiento de la responsabilidad en el accidente; si firmamos un parte con una versión que no es correcta, es muy dicil desvirtuar lo que en él se consigna.
A raíz de los testigos, de un atestado o de los informes periciales, ciertamente puede llegarse a deducir la inexactitud de lo que hayamos indicado en el parte amistoso, pero, si no estamos conformes con lo que se ha cumplimentado en el parte, es mejor no firmarlo, ya que suele ser
admitido como prueba ante los tribunales y rebatirlo podría ser muy complicado.

Si la declaración del siniestro no está firmada por los dos implicados, no será un parte válido, aunque podrá servir como guía para que los implicados se intercambien los datos necesarios.

¿Cúando entregarlo?

El parte amistoso consta de dos hojas que se calcan; cada uno de los implicados debe quedarse con una copia y entregarla a su aseguradora en un plazo máximo de siete días desde la ocurrencia del siniestro. A partir de entonces, las aseguradoras dispondrán de los elementos
necesarios para gestionar el siniestro.