Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Saca la mano por la ventana y toca... ¡el tejado de sus vecinos!

Saca la mano por la ventana y toca el tejado de sus vecinosInformativos Telecinco/ Agencias

Lucy East, de 37 años, llegaba del trabajo cuando, de repente, se percató que sus vecinos habían construido una pared de ladrillos a tan solo 15 centímetros de la ventana de su dormitorio.

Lucy East se puso furiosa cuando vio la pared e inmediatamente denunción los hechos a las autoridades. Tras analizar los hechos, todo indicaba que el trabajo de construcción era legal, debido a unos cambios recientes en la ley que regula la edificación privada.
Lucy no encuentra explicación a lo ocurrido y aclara que en ningún caso a ella se le indicó qué tipo de construcción era, es más se le dejó claro que "era sólo una pequeña área de almacenamiento”.

La mujer recuerda que se fue al trabajo y cuando llegó la pequeña pared que estaban construyendo era mucho más alta y bloqueaba la ventana de un dormitorio que tiene alquilado”.  Lucy asegura que: "También hay un tema de salud y seguridad, porque si hay un incendio, podría ser una vía de escape que ahora está bloqueada."
No obstante, a pesar de la denuncia y  las razones de Lucy, las autoridades de Poole, Reino Unido, son claras: "La construcción sigue las directrices del Gobierno y no podemos hacer nada si todo está dentro de los derechos de desarrollo permitidos."