Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Papa advierte de la "estafa" de los que se lucran con la venta de billetes para actos en el Vaticano

El Papa Francisco ha advertido ante cientos de fieles reunidos en el aula Pablo VI del Vaticano de la estafa que supone que se vendan billetes para asistir a las audiencias generales con el Pontífice y ha llamado "delincuentes" a los que se lucran con esta actividad.
"No se debe pagar, es algo gratuito. Es una visita gratuita que se hace al Papa para hablar con el obispo de Roma. He sabido que hay astutos que hacen pagar el billete. Si alguien os dice que para la audiencia del Papa hay que pagar te están estafando. Ten cuidado. Esto es gratuito", ha alertado.
"Aquí se viene sin pagar porque esta es la casa de todos. Quien lo dice es un delito, este hombre o mujer es un delincuente", ha agregado al respecto. Además, ha explicado que en el billete de entrada se precisa en seis idiomas que el billete es gratuito.
Durante la catequesis, el pontífice también ha reflexionado sobre las "falsas esperanzas" que ofrecen algunos ídolos y que "en lugar de favorecer la vida conducen a la muerte". "La Sagrada Escritura nos pone en alerta contra las falsas esperanzas que el mundo nos representa, desenmascarando su inutilidad y mostrando su insensatez", ha manifestado.
Así, ha alertado ante la confianza que pone la gente "en la seguridad que puede dar el dinero, en las alianzas con los potentes, en la mundanidad, en las falsas ideologías". Y ha querido especificar que los católicos no están exentos de "este riesgo". "Es necesario permanecer en el mundo, pero defenderse de las ilusiones del mundo", ha recalcado.
Para el Papa, "quien pone la esperanza en los ídolos se convierte en uno de ellos" y se transforma en "imágenes vacías con manos que no tocan, pies que no caminan, bocas que no pueden hablar". "La esperanza en Dios nos hace entrar, por así decir, en el radio de acción de su recuerdo, de su memoria que nos bendice y nos salva", ha apostillado.