Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La modelo y actriz española que se convirtió en monja

La modelo y actriz española que se convirtió en monjaDaily Mail

La gallega Olalla Oliveros tiene 36 años y hace cuatro decidió cambiar su vida de modelo y actriz y convertirse en monja tras un viaje al santuario de Fátima. Ahora su nombre es Olalla del Sí de María, y es parte de la Orden y Mandato de San Miguel Arcángel, una asociación católica con dos sedes en España.

Hasta que decidió ingresar en la Orden y Mandato de San Miguel Arcángel, Olalla Oliveros era un rostro conocido de la televisión tras protagonizar anuncios para marcas como Ford, Rover, ING Direct, Evax, Ausonia, Trinaranjus y Kellog´s, entre otras, y haber tenido papeles episódicos y secundarios en series tan populares como ‘El Comisario’,  ‘Escenas de matrimonio’ y ‘La familia Mata’.  "Me cogían para papeles muy frívolos, muy vanidosos, de chica frívola . Y yo me decía, ¿cuándo me darán un papel de monja?, porque sentía en mi interior que de monja lo haría muy bien", explica El Faro de Vigo.
Tras una visita al santuario de Fátima, en Portugal, tomó la decisión. ”El señor nunca se equivoca. Me preguntó si le seguiría y no pude negarme”, explicó al Registro Nacional Católico, según refleja Daily Mail.
El 1 de mayo de 2010, Olalla ingresó en semiclausura en Vilariño, Oia. La Orden y Mandato de San Miguel Arcángel, que tiene el estatus canónico de Asociación pública de fieles, incluye tanto a seglares como a personas consagradas, que viven en comunidad. Son los miguelianos y miguelianas. Estas últimas, como Olalla, realizan votos privados, como no casarse, obedecer y servir al prójimo. En sentido jurídico y canónico no son monjas, aunque coloquialmente se les llame así por su hábito, informa El Faro de Vigo.
El origen de este colectivo religioso está en la música. Su fundador, el vigués Miguel Rosendo da Silva, ha publicado discos de canciones católicas, algunas de estilo pop y rock. En ellas participan religiosas con el llamativo hábito azul y amarillo de la Orden. La música y el teatro son dos de las maneras con las que esta asociación realiza su apostolado. Por las mañanas, rezan; y por las tardes, prestan servicios como asistencia a enfermos, jóvenes y ancianos, y actos de caridad como colectas para el Banco de Alimentos, señala el periódico vigués.