Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Muere en Barcelona el niño de seis años con difteria

El niño de seis años de Olot (Girona) con difteria ha muerto durante la madrugada de este sábado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Vall d'Hebron de Barcelona, han informado a Europa Press fuentes del centro.

El pequeño ingresó hace 28 días, tras confirmarse que sufría la enfermedad, de la que no estaba vacunado y de la que no se producía ningún caso en España desde 1987.
El niño había recibido un tratamiento basado en una medicación antitoxinas que tuvo que importarse de Rusia debido ya que ningún país europeo contaba con reservas.
El caso ha abierto el debate sobre la obligatoriedad de la vacunación ya que el menor no estaba vacunado por decisión de sus padres.
El conseller de Salud de la Generalitat, Boi Ruiz, se mostró partidario de un calendario de vacunación "responsable y obligatorio" porque protege a uno mismo y a terceros.
El ministro de Sanidad, Alfonso Alonso, aseguró que era "irresponsable" que existan padres que no quieran vacunar a sus hijos.
La bacteria de difteria también se detectó a ocho niños y a un adulto del entorno del niño que ya estaban vacunados, pero que podían haber contagiado a personas no vacunadas.
Incrementaron las vacunaciones
La semana en la que se conoció el caso, las vacunaciones contra la enfermedad aumentaron un 23%, pese a que Cataluña sufrió un "problema de suministro" en la última dosis del antídoto.
A raíz del caso, el Col·legi de Metges de Barcelona también planteó la posibilidad de abrir un expediente sancionador a los profesionales colegiados que no promoviesen la vacunación.