Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Ministerio de Sanidad y las CCAA acuerdan un modelo mixto del reparto del 0,7% del IRPF

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y las comunidades autónomas han acordado un nuevo modelo mixto de gestión del 0,7% del IRPF destinado a Fines Sociales con un tramo autonómico y otro estatal, aunque se han emplazado a una comisión delegada que tendrá lugar la próxima semana para definir los porcentajes de dichos tramos.
Así lo han acordado todos los consejeros autonómicos con la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, durante el Pleno del Consejo Territorial de Servicios Sociales y del Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia que se ha celebrado este miércoles 26 de abril en el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.
La vicepresidenta de la Generalitat Valenciana, Mónica Oltra, ha asegurado que la reunión ha comenzado "mal" porque se sentían "insultados" al haber sido convocados por primera vez cuatro meses después de conocerse la sentencia del Tribunal Constitucional que establece que las comunidades autónomas deben tener competencias en el reparto de fondos del 0,7% del IRPF.
En cuanto al contenido, ha precisado que han alcanzado un "acuerdo de mínimos" pero no han votado lo que, a su juicio, les querían "imponer" desde el Gobierno: un modelo mixto en el que no se definían los porcentajes de reparto, según ha precisado. "No estábamos dispuestos a aprobar una incógnita", ha subrayado, para agregar que no aceptarán nada que haga de menos a las CCAA.
Por su parte, el secretario de Asuntos Sociales y Familias del Gobierno catalán, Francesc Iglesias, se ha marchado de la reunión antes de la votación, aunque ha indicado en declaraciones a los medios que la propuesta de Cataluña es "un modelo muy vertical donde el Estado interfiera lo más mínimo".
"Lo lógico sería un nuevo modelo en el que el Estado hace una competencia mínima ordenadora muy básica y a partir ahí los fondos se transfieren a las autonomías y estas ya tienen sus propios mecanismos para hacer llegar los fondos a las entidades", ha precisado.
Aunque Iglesias ha indicado a la salida que no se podía votar sin conocer la fotografía completa del modelo que propone el Gobierno, ha delegado su voto en la consejera de las Islas Baleares, que ha apoyado dicho acuerdo de mínimos.