Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno descarta la idea de Ana Botella de un manifestódromo para Madrid

En la  Puerta del Sol, en la Gran Vía, en la Castellana. Madrid Capital lo es también para hacerse oír. Pero ahora las discrepancias se manifiestan en el seno del PP. La alcaldesa, Ana Botella, pide un manifestódromo, algo que desde el Gobierno, la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, descarta. No se puede cerrar el centro a las protestas, concluye un informe de la abogacía del Estado, es ilegal apuntan los juristas. La oposición echa mano de la ironía para oponerse a la idea de la regidora. Mientras tanto, en el PP solo se ponen de acuerdo en una cosa, que los ayuntamientos rechacen en pleno los actos violentos en manifestaciones.