Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Junta considera "inadmisible e intolerable" que el Gobierno proponga aumentar el copago farmacéutico

La Consejería de Salud considera "inadmisible e intolerable" que una de las primeras medidas que proponga la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Dolors Montserrat, sea el aumento del copago farmacéutico para las personas pensionistas, concretamente, de aquellas con una renta más alta, tal cual se ha recogido hoy en algunos medios de comunicación.
En un comunicado, el departamento que dirige Aquilino Alonso ha señalado que es "intolerable" que Montserrat defienda que el Gobierno del Partido Popular impuso esta medida, que "penaliza económicamente a este colectivo indiscriminadamente desde 2012", para que el copago fuera "más justo y equilibrado, enfrentando a dos colectivos en situación de vulnerabilidad, como son las personas pensionistas y las personas paradas".
"Ni unos ni otros deberían ser penalizados cuando el Gobierno andaluz ha demostrado que existen otras alternativas posibles de sostenibilidad y de eficiencia del sistema sanitario público que, lejos de obligar a estos pacientes a sufragar parte de sus fármacos, sólo reduce los ingresos económicos de la industria farmacéutica, como es la selección pública de medicamentos en oficinas de farmacia, que ha permitido a la Administración sanitaria andaluza a ahorrar más de 413 millones de euros desde su implantación", ha expuesto la Consejería.
En este sentido, Salud ha recordado que "escasas horas" tardó la ministra en cuestionar esta medida, "al igual que sus antecesores en el cargo y sus compañeros de filas en Andalucía". "No les vale el aval legal recibido por el Tribunal Constitucional, que defendió la igualdad en el acceso a los medicamentos que tienen garantizados los andaluces y andaluzas con esta medida, que de aplicarse en el conjunto del Sistema Nacional de Salud, supondría más de 1.500 millones de ahorro", ha añadido.
La Consejería ha resaltado que, "frente a más penalizaciones a los pacientes, a los que ya nos tiene acostumbrados el Partido Popular a nivel estatal y allá donde gobierna", en Andalucía se continuarán llevando a cabo las políticas sanitarias necesarias para paliar los efectos de estas medidas que se imponen bajo la excusa de la "austeridad".
Así, desde la aplicación del copago farmacéutico en España, más de 1,5 millones de pensionistas en Andalucía no han tenido que adelantar el dinero del copago farmacéutico impuesto por el Gobierno central, cifrado en 152,2 millones de euros.
"Ahora quizás se entienda por qué el Partido Popular en Andalucía se negara a apoyar la derogación del copago farmacéutico para pensionistas, un punto incluido en una Proposición No de Ley llevada al Pleno del Parlamento de Andalucía por el PSOE-A", ha reprochado.
Por último, para el Gobierno andaluz es "incomprensible e inaceptable" que el Gobierno del PP siga defendiendo una medida que ha supuesto "un castigo" a uno de los sectores "más vulnerables" de la población y que la "intente maquillar" con términos como "justicia" y "equilibrio", por lo que "seguiremos rechazándola desde la exigencia de su derogación y minimizando su impacto en la población andaluza".