Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Juana hereda las deudas del presunto asesino de su hija Purificación

El error de Juana, de 74 años, fue aceptar la herencia de su hija asesinada, Purificación. Con ella estaba aceptando sin saberlo las deudas de su presunto asesino: Fermin, que se enfrenta a la justicia por matarla con violencia extrema según el fiscal. Una situación que tiene a Juana al borde de la ruina. Por suerte hace meses el banco renunció a desahuciarla, pero tiene que seguir pagando. Además ha denunciado al notario que no le advirtió de que heredaba las deudas del presunto asesino de su hija. Un caso retorcido que no es la primera vez que pasa. En Granada, Sonia Jiménez heredó hace cuatro años la letra del coche con el que su padre atropelló hasta la muerte a su madre.