Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Infanta Cristina comparte confidencias con su cuñada en Vitoria

La infanta Cristina, junto a su marido y sus hijos, vuelve a casa por Navidad. Tras disfrutar de la tradicional cena de Nochebuena en Zarzuela, la familia ha puesto rumbo a Vitoria donde disfrutan del resto de la festividad de Navidad con la familia paterna. La duquesa de Palma se dejó ver realizando unas compras en una papelería cercana a la residencia familiar en compañía de su cuñada Lucía.

Como dice el famoso anuncio, Iñaki Urdangarin ha vuelto a casa por Navidad, y más que a casa, al Palacio de la Zarzuela, donde ha pasado muchas Nochebuenas desde su boda con la infanta Cristina hasta que el caso Noos estalló e hizo tambalear a la institución monárquica. Los duques de Palma y sus cuatro hijos, Juan, Pablo, Miguel e Irene, abandonaron la semana pasada la gélida Ginebra, donde residen desde septiembre, para pasar las fiestas navideñas en España.
La familia de la infanta Cristina llegó a Madrid para asistir a la celebración del 50ª cumpleaños de la infanta Elena. La fiesta tuvo lugar en el Palacio de la Zarzuela y reunió a todos los miembros de la Familia Real. Fue un preludio de la Nochebuena, donde, otra vez desde hace un año, volvieron a sentarse a la mesa todos los hijos, nuera, yerno y nietos de los Reyes.
Ahora apuran sus últimos días en España en la capital alavesa, disfrutando del cariño de la familia Urdangarín. La Infanta Cristina se dejó ver realizando algunas compras en una papelería cercana al domicilio familiar acompañada por su cuñada, Lucía Urdangarín.
Las dos mujeres, muy abrigadas con plumíferos para protegerse del frío invernal, mantuvieron una animada charla, dando muestra de una enorme complicidad.
La duquesa de Palma y su cuñada contemplaron con atención los productos y adquirieron algunos artículos, antes de regresar a casa. Y es que desde que Urdangarín fue imputado en el Caso Noos, son escasas las salidas doña Cristina e Iñaki para evitar a la prensa.