Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Greenpeace proyecta un mensaje para Trump en la cúpula de la Basílica de San Pedro: "La Tierra primero"

Greenpeace ha proyectado un mensaje en la cúpula de la Basílica de San Pedro del Vaticano dirigido al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, coincidiendo con su visita a la Santa Sede, en el que le insiste en que el planeta y no América es "lo primero", con motivo de su visita este miércoles al Papa Francisco.
"La Tierra Primero", ha sido el mensaje proyectado en el Vaticano en alusión al lema de la campaña que llevó a Trump a la Casablanca: 'América Primero". En las próximas semanas, el mandatario decidirá si Estados Unidos permanece o se apea del Acuerdo del Clima de París.
Con su mensaje, Greenpeace pide a la administración de Estados Unidos que se comprometa con la acción contra el cambio climático y con los objetivos del Acuerdo de París.
"El cambio climático es la amenaza principal de nuestra generación y los líderes del mundo están tomando medidas para salvaguardar a nuestra gente. A Trump no se le debe permitir eludir su responsabilidad moral ni renegar de los compromisos de París. Por eso actuamos hoy", ha manifestado la directora ejecutiva de Greenpeace International, Jennifer Morgan.
Asimismo, ha explicado que el mensaje de Greenpeace insiste a Trump en que su prioridad deben ser las personas y el planeta y no los beneficios de "los grandes contaminadores". "Trump no puede detener la transición a las energías limpias y debería centrarse en acelerarla", ha subrayado.
En este contexto, la experta de energía de Greenpeace en Alemania, Andree Boehling, ha advertido de que si Trump decide abandonar el Acuerdo de París, no sólo perjudicará al planeta, sino también a su propio país.
Por el contrario, ha destacado que, al contrario que Trump, el Papa Francisco ha tomado una clara posición para la protección del clima mundial en el Vaticano y Greenpeace está aquí para recordárselo a Trump.
"Nunca hemos maltratado el Planeta como en los últimos dos siglos", advirtió el Papa Francisco en 2015 una su encíclica 'Laudato Sí', dedicada al medio ambiente.
Al mismo tiempo, antes de la reunión de los países del G7 el próximo fin de semana en Sicilia y la cumbre del G20 en Hamburgo en julio, Greenpeace también pide un compromiso claro de todos los países de que, no sólo cumplirán, sino que sobrepasarán sus compromisos de París.
"El mundo espera que las grandes naciones del G7 respondan a los grandes desafíos de nuestro tiempo como el cambio climático. Sería, tanto ambientalmente como económicamente, estúpido tratar de frenar la transición a la energía limpia. La gente en todo el mundo está exigiendo acción", ha concluido.