Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

En libertad la madre del niño fallecido en Marbella con signos de malos tratos

El Juzgado de Instrucción número 3 de Marbella (Málaga) ha dejado en libertad, aunque con cargos, a la madre del niño de tres años de origen marroquí, que presentaba múltiples hematomas, fallecido en la madrugada del pasado domingo en dicha localidad. Mientras, ha decretado el ingreso en prisión para las otras dos personas detenidas en relación con estos hechos, según han informado fuentes judiciales.

Las fuentes han explicado que inicialmente a la mujer se le imputa un delito de abandono de familia; mientras que a las otras dos personas, un hombre y una mujer, quienes estaban en la vivienda en ese momento al parecer al cuidado del niño, se les imputa inicialmente los delitos de malos tratos y asesinato. Asimismo, han apuntado que faltan por realizar más diligencias.
El Servicio de Emergencias Sanitarias 061 recibió poco después de la medianoche del domingo un aviso alertando de que el pequeño estaba inconsciente. De hecho, a la llegada de estos efectivos a la vivienda, el pequeño se encontraba en parada cardiorrespiratoria; sin embargo, no pudieron hacer nada por salvar su vida.
En ese momento, los sanitarios observaron que el pequeño tenía hematomas y otras marcas, ante lo que el 061 alertó a la Policía Nacional y al juzgado de guardia de Marbella. Los agentes, por su parte, iniciaron la búsqueda de la madre, que, según la pareja arrestada, llevaba varios días sin ir a la vivienda, encontrándola horas después.
Por su parte, el delegado territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía, Daniel Pérez, ha afirmado que el Servicio de Protección del Menor de la Administración autonómica no tiene constancia de supuestos malos tratos al pequeño y ha lamentado esta muerte, pidiendo a la ciudadanía que "no sea impasible" ante un hecho como el sucedido y denuncie.