Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Expertos advierten de la necesidad de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en el sector agrícola

Expertos en agricultura y cambio climático han advertido de la necesidad de implementar cambios en el sector agrícola con el objetivo de reducir la emisión de gases de efecto invernadero, ya que la agricultura contribuye y se ve afectada por el cambio climático.
Así lo han puesto de manifiesto los expertos en la materia que han participado este martes 27 de septiembre en la 'Jornada sobre agricultura y cambio climático', organizada por la Asociación de Periodistas de Información Ambiental (APIA) y Sigfito, una sociedad sin ánimo de lucro creada para organizar un sistema de recogida de envases agrarios y darles un tratamiento medioambiental adecuado.
Durante el evento celebrado en el Centro Internacional de la Prensa, la presidenta de APIA, Clara Navío, ha puesto de manifiesto que, desde el punto de vista informativo, la "la relación de la agricultura con el medio ambiente no sea un tema suficientemente tratado" y ha agregado que "a menudo se habla del impacto del cambio climático en la agricultura, pero no al revés".
Navío ha recordado que la agricultura forma parte de los llamados 'sectores difusos' que en España son responsables casi del 70% del total de emisiones. "Claro que hay una relación clara de impacto de la agricultura en temas de cambio climático", ha enfatizado, para añadir que es un tema "francamente importante".
Por su parte, el presidente de Sigfito, Pedro Domingo, ha defendido que la Unión Europea (UE) precisa reducir la emisión de gases de efecto invernadero para lo que es necesario un cambio en los sistemas de producción, y ha comentado que la agricultura representa el 10% de las emisiones totales de la UE y que entre 1990 y 2012 se han reducido un 24% gracias a la implementación de nuevas técnicas en el sector agrario.
Aunque Domingo ha reconocido que las emisiones de CO2 provenientes de la agricultura son "irrelevantes" en términos globales en relación con otros sectores, el presidente de Sigfito ha señalado que se trata de la "parte negativa" de la agricultura que, a su vez, está sufriendo los efectos del cambio climático con problemas como las sequías, la desertización, la aparición de plagas o, incluso, el impacto socioeconómico que se está produciendo en poblaciones rurales y agrícolas.
LA AGRICULTURA COMO SUMIDERO DE CARBONO
En la mesa redonda, titulada 'La agricultura como sumidero de carbono' y moderada por María García (APIA), han participado la directora general de la Oficina de Cambio Climático, Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio ambiente, Valvanera Ulargui; la coordinadora de Política Agraria y Desarrollo Rural de WWF España, Celsa Peiteado; y Carlos Hernández, ingeniero agrónomo del Departamento de Producción agraria de la ETSI Agronómica, Alimentaria y de Biosistemas e investigador del Centro de Estudios e Investigaciones para la Gestión de Riesgos de la Universidad Politécnica de Madrid.
Así, Ulargui ha asegurado que el sector agrario es "prioritario" para España por "sufrir" y, al mismo tiempo, ser "generador" del cambio climático. "Es garante de la seguridad alimentaria, es sufridor del cambio climático y generador del mismo, y al mismo tiempo vertebrador del territorio, del paisaje y del desarrollo rural", ha explicado, para después defender que por ello es necesario aplicar políticas de carácter "transversal".
Para la directora general de la Oficina de Cambio Climático, el reto que está por delante es que, "para asegurar la seguridad alimentaria, la producción de alimentos conlleva de manera intrínseca la generación de emisiones de gas de efecto invernadero". "Tenemos que conseguir dar la vuelta a este sistema, conseguir un sistema eficiente donde sigamos maximizando la producción, el desarrollo rural y social, y consigamos minimizar las emisiones de gases de efecto invernadero", ha recalcado.
Tras recordar los acuerdos alcanzados el pasado año en el 'COP21: La Cumbre de París', Ulargui ha apuntado que en España están en marcha iniciativas como los Proyectos Clima, el registro de la huella de carbono, los proyectos de absorción de dióxido de carbono o la iniciativa '4x1000' sobre seguridad alimentaria y clima. Además, ha indicado que España ha encargado un estudio "para tener claro cual puede ser el potencial de absorción de carbono orgánico" de los suelos y ha abogado por aumentar la capacidad de absorción de los cultivos leñosos y de los suelos.
Asimismo, la directora general de la Oficina de Cambio Climático ha hecho hincapié en que España está cumpliendo la hoja de ruta 2020, pero ha añadido que quiere trabajar de cara al 2030 "desde ya". "Si la UE no se sube al carro de las medidas ambiciosas, realmente la competitividad de nuestras empresas se puede ver afectada", ha avisado.
Por su parte, Carlos Hernández ha comentado que el sector agrícola es la base de la producción de alimentos y participa en el ciclo del carbono. También ha resaltado la idea de que puede ser sumidero de carbono pero también aumentar las emisiones de gases, y ha abogado por practicar la "agricultura de conservación" porque la siembra directa permite fijar carbono en el suelo".
Según ha detallado la coordinadora de Política Agraria y Desarrollo Rural de WWF España, el cambio climático está provocando sucesos (pedriscos, sequías, inundaciones...) que ya sufren ganaderos y agricultores. Por este motivo, ha defendido la puesta en marcha de un modelo de agricultura "climáticamente inteligente" y por modificar la Política Agraria Común (PAC), cuya última reforma, a su juicio, ha sido una "oportunidad perdida".
Peitado ha declarado además, que para mejorar la sostenibilidad, no se trata de producir más, sino de producir mejor, y ha defendido la creación de una Directiva Marco de suelo lo proteja como el elemento "más valioso" que tiene la agricultura.