Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Experta pide revisar la admisión de alumnos en colegios para evitar la creación de guetos en los centros públicos

La catedrática de Psicología de la Educación en la Universidad Autónoma de Madrid Elena Martín ha pedido en el Congreso que se tomen medidas en materia de admisión de alumnos en los colegios públicos y los concertados para evitar la segregación del alumnado y la creación de guetos y mejorar en la equidad del sistema educativo español.
Durante su intervención en la Comisión de Educación y Deporte de la Cámara Baja, Martín ha defendido que la excelencia no está reñida con la equidad, en el sentido de que todos los alumnos puedan aprender en igualdad de condiciones. Y, aunque ha reconocido que es "difícil conseguirlo" y que, probablemente sea una cuestión difícil para un acuerdo de Estado, ha señalado que existen países que lo han conseguido.
De hecho, ha puesto sobre la mesa diversas medidas que plantea la OCDE para conseguir que no haya segregación en los centros educativos. Martín, ha destacado la posibilidad de "reequilibrar" el alumnado cambiando el método de admisión permitiendo que no se puedan concentrar de un mismo centro un gran porcentaje de menores con necesidades especiales o inmigrantes.
Según los últimos datos del Ministerio de Educación, según ha apuntado Martín, el 81,8 por ciento de los alumnos con necesidades especiales se concentran en centros públicos, mientras que el 13,4 por ciento está en concertados. "Esta inequidad se plasma en casos extremos en forma de guetos que no son deseados por la población escolar", ha señalado la experta.
En este sentido, ha advertido de que concentrar a más de 25 por ciento de niños con necesidades especiales en un centro o entre el 30 y el 50 por ciento de alumnado inmigrante provoca que la gestión del colegio sea "dificilísima" y que pierda el atractivo para las familias a la hora de elegir centro educativo para sus hijos.
Tras reconocer que este punto puede chocar con la libertad individual de elección de centro que existe en el país, Martín se ha mostrado partidaria de primar en este caso el derecho colectivo a una educación de calidad.
TRATO DIFERENCIAL ENTRE CENTROS
Entre las medidas de equidad que también propone, la catedrática de Psicología de la Educación apuesta por un trato diferencial a los centros "atendiendo a sus necesidades específicas". "No hay nada más injusto que dar lo mismo a necesidades diferentes", ha declarado en su intervención, en donde ha señalado que hay que dar una mayor autonomía a los directores de los colegios.
Para ello sugiere, también, planes de evaluación para los planes de mejora de los colegios de forma que se evalúa su gestión y su trabajo. "Participación en su elección y evaluación", ha apuntado Martín sobre el trabajo de los directores.
Un MIR para el profesorado, las evaluaciones al alumnado como mejora para el centro, pero no "acreditativas" o buscar alternativas a la repetición de curso, son otras de las propuestas que ha tratado Martín durante su intervención.