Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cataluña, Baleares, Valencia y Navarra, en desacuerdo con los criterios de reparto de fondos para violencia machista

Cataluña, Baleares, Comunidad Valencia y Navarra se han abstenido este jueves 29 de abril en la votación para aprobar los criterios de reparto de reparto y la distribución del crédito que el Estado otorga a las comunidades autónomas para programas y prestación de servicios para víctimas de violencia machista.
Comunidades autónomas y Gobierno han celebrado la Conferencia Sectorial de Igualdad, en la que uno de los principales puntos del orden del día era la aprobación de los criterios de reparto del fondo. Según señala la generalitat catalana, estas cuatro autonomías se han abstenido.
El secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Mario Garcés, de la Conferencia Sectorial de Igualdad con todas las comunidades autónomas, había destacado antes del encuentro el reparto de los 31,5 millones de euros, que "afortunadamente han aumentado" en los Presupuestos Generales del Estado. "Es un momento muy importante para dar esa imagen de unidad, de coordinación y de ejemplo que tenemos que dar todas las administraciones", apostillaba.
Garcés ha señalado que los criterios de reparto de la partida para violencia machista este año son los mismos que hasta ahora "por prudencia", aunque se ha mostrado abierto a abrir un grupo de trabajo con las autonomías para debatir sobre las posibles vías para la asignación de recursos diferentes a las que ha habido hasta ahora.
El secretario de Estado esperaba que el encuentro sirviera para "simbolizar" que están "todos juntos en las políticas de Igualdad" que desarrollan todas las administraciones públicas y, en concreto, las referidas a combatir la violencia de género.
Preguntado por las quejas de varias comunidades autónomas, que consideran que los fondos son insuficientes, el 'número dos' de Sanidad ha insistido en que con los PGE que se acaban de aprobar "se superan los niveles de 2011". "Hemos revertido una situación de seis años", ha subrayado, para añadir que entre todas las administraciones públicas se destinan "casi 400 millones" para políticas de lucha contra la violencia de género.
No obstante, ha indicado que el Gobierno ya está trabajando en los presupuestos de 2018 y que está "convencido" de que se va a volver a producir un incremento "significativo" de esta partida.