Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Catalá dice que los procesos de nacionalidad son intransferibles y que en diez años se han resuelto 1,3 millones

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha afirmado que los procesos de concesión de la nacionalidad española son del Estado e intransferibles a las comunidades autónomas y ha subrayado que desde 2007 hasta la actualidad se han resuelto 1,3 millones: "La sociedad española es generosa y ha promovido la integración. Tenemos los procedimientos más generosos de toda Europa".
Así lo ha asegurado el titular de Justicia durante la sesión de control al Gobierno en el Pleno del Senado en respuesta al senador de Esquerra Robert Mash Nahar, que ha pedido que el Ejecutivo ceda esta competencia a Cataluña y ha lamentado que los procesos de nacionalidad tarden en resolverse tres años "como mínimo", además de que supongan un coste de más de 300 euros.
"Es algo muy serio tener la nacionalidad de un Estado distinto al que ha nacido uno, que requiere un tiempo largo", ha subrayado el titular de Justicia, que ha defendido que la nacionalidad es el resultado de la integración y no al revés. "Su pregunta parte de un error conceptual", ha dicho el ministro al diputado independentista, al que le ha recordado que es un expediente "nacional" que "no puede ser transferido".
Catalá ha indicado también que las tasas que tienen que pagar los solicitantes de la nacionalidad española "son las más baratas de toda la Unión Europea" y ha aclarado al senador de ERC que los exámenes, ante las situaciones "paradógicas" que se estaban dando, los realiza ahora el Instituto Cervantes. "Se acabó con la subjetividad y la inseguridad jurídica", ha apostillado.
El ministro ha tenido que responder en el Pleno a otra pregunta sobre la encomienda a los registradores de la propiedad para que resuelvan los expedientes de nacionalidad pendientes a instancias del senador del PSOE Antonio Julián Rodríguez.
El socialista ha criticado que el Gobierno haya destinado dos millones de euros para una actividad "privada" como la que ejercen, a su juicio, estos profesionales, en lugar de invertir en modernizar el Registro Civil "universal y gratuito". "Explique esta nueva privatización", ha apostillado.
El titular de Justicia ha contestado que en 2012, el Gobierno se encontró con 400.000 expedientes de nacionalidad sin resolver y que "gracias" a los 1.200 registradores de la propiedad, que "son funcionarios públicos", se han resuelto al año 150.000 documentos.
"Usted como alcalde de Barakaldo tenía externalizados todos los servicios públicos. Me sorprende", le ha reprochado el ministro a Rodríguez, al que ha recordado que al Colegio Oficial de registradores de la Propiedad se le puede hacer una encomienda de gestión como ésta "con todas las garantías".