Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

39 millones de usuarios de la web de adúlteros Ashley Madison ya son públicos

En este baile de máscaras, de infidelidades secretas y fantasías sexuales nunca confesadas en casa ha llegado la hora de quitarse los antifaces...Porque los datos de los 39 millones de usuarios de la web de adúlteros Ashley Madison ya son públicos, incluyendo sus cuentas corrientes. Todo, volcado en Internet por un grupo de hackers, el "Impact Team". Eso sí, en un sitio muy especial porque cuando ustedes navegan por la red, escondida, está la "Deep Web", las profundidades de Internet, donde hay de todo: Drogas, porno infantil, armas, blanqueo de dinero...hasta se puede contratar a un hacker...o a un asesino a sueldo. Allí, sumergidos, han quedado los datos para quien los sepa encontrar. Ya los han subido a la superficie: Nueve gigas - es decir, casi una planta de una biblioteca - con nombres, contraseñas, cuentas y hasta cuándo fue la infidelidad y con quién. ¿Algún dato sorprendente? Pues más de mil cuentas en el Vaticano, otras tantas de organismo del gobierno británico...¿Les pica la curiosidad? Pues ya hay hasta una página en la que puede meter el correo electrónico de su pareja. Si sale rojo, malas noticias. Le ha engañado. Ashley Madison dice que ha contratado a una de las mejores firmas de ciber seguridad que poco o nada va a poder hacer. Irónicamente, se le ha atragantado su propia publicidad: La de matrimonios zombies a los que prometía devolver a la vida. A la vista de los datos filtrados. en muchas casas, va a ser la otra parte contratante, la engañada...la que vuelva a sentir cómo le hierve la sangre.