Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un niño de 13 años, al volante del autobús escolar al desmayarse el conductor

Jeremy Wuitschick, estudiante de 13 años de la ESO, no dudó en coger el volante y guíar el autobús escolar después de que el conductor sufriera un desmayo. El joven intervino con rapidez y condujo el autobús hasta acercarlo al bordillo de la acera, donde le quitó las llaves.