Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El polémico decreto de la TDT de pago

El comunicado de Prisa considera que el citado borrador es contrario a la legislación de contratos del sector público, ya que son distintas las condiciones de los concursos a los que se presentaron Antena3, Tele 5 y Sogecable, a los que no se exigía ninguna modalidad de visión, mientras que a los que concurrieron Veo (El Mundo), Net (Vocento) y la Sexta imponían obligatoriamente la emisión en abierto.
Según el comunicado de Prisa, la intención del Ministerio de Industria de reglamentar por decreto los servicios de pago en la Televisión Digital Terrestre conculca la legalidad, no responde a ninguna demanda social y pone de relieve la política clientelista de ese departamento.
La TDT de pago, se añade en la nota, puede constituir una aportación positiva al modelo general de televisión, pero solo si se establece en el plazo y por los mecanismos adecuados, en este caso una ley aprobada en Cortes.
La política del Ministerio de Industria, afirma Prisa, contradice la promesa hecha por el presidente del Gobierno en las dos últimas legislaturas de presentar una Ley Audiovisual.