Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un niño de seis años se somete a cirugía plástica para corregir sus 'orejas de elfo'

Un niño de seis años se somete a cirugía plástica para corregir sus "orejas de elfo"Informativos Telecinco

Gage Berger, un simpático niño de 6 años de Utah, Estados Unidos, se ha sometido a una operación de orejas ya que sus compañeros de colegio se burlaban de él y le llamaban 'orejas de elfo'. Los padres de Gage decidieron que se operase para evitar futuros traumas psicológicos en el pequeño, que se sentía avergonzado y siempre intentaba escondérse las orejas cuando se miraba al espejo. 

Gage Berger, de tan solo seis años, se ha sometido a una operación de orejas para corregírselas, dado que éstas eran muy grandes y de soplillo y los niños de su edad se burlaban de él y le apodaban 'orejas de elfo'.
Los padres de Gage, Tim y Kallie, tenían miedo de que las burlas continuadas derivasen en un trauma para su hijo, por lo que optaron por la cirugía plástica; la operación duró dos horas y fue llevada a cabo por el cirujano plástico facial Steven Mobley, en Salt Lake City, Utah, Estados Unidos.
Un niño de seis años se somete a cirugía plástica para corregir sus \
El Doctor Mobley usó un oído tallado en madera para explicar previamente a Gage cómo iba a ser la operación y que éste no tuviese miedo. El pequeño se llevó al quirófano a su tigre de peluche, al que le puso una venda verde para que a él también se le corrigiesen las orejas. 
La madre de Gage declaró que Gage tenía poca seguridad en si mismo y creía "no ser lo suficientemente bueno", por causa de sus orejas. Siempre que se miraba al espejo se echaba las orejas para atrás para ver cómo sería su rostro sin sus orejitas de elfo. 
La operación ha sido todo un éxito y ahora el pequeño Gage no tendrá que taparse las orejas delante del espejo nunca más, ni sufrir las burlas de sus compañeros. La familia está muy contenta con los resultados. 
Las operaciones de orejas en niños pequeños son muy frecuentes, se realizan a temprana edad para corregir las imperfecciones y evitar así traumas en el futuro.