Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las lluvias monzónicas que han arrasado Pakistán y ponen al límite al país

Terribles inundaciones en PakistánCNN+/Cuatro
Acnur ha señalado que su personal afronta "una de las situaciones más difíciles a las que se han enfrentado" en Pakistán; hay en torno a 300.000 casas dañadas o destruidas, más de 14.000 bovinos han muerto y unos 2,6 millones de hectáreas de tierras de cultivo se encuentran bajo el agua. Las riadas han provocado la muerte de unas 1.600 personas, si bien millones de pakistaníes y refugiados afganos se han visto afectados también por las inundaciones.
Acnur ha indicado que su trabajo se centra en el norte del país, donde las inundaciones han provocado más daños, y que afronta "difíciles condiciones de seguridad" porque algunas rutas se hallan bloqueadas. Ha indicado que 1,4 millones de los 1,7 millones de refugiados afganos registrados en Pakistán residen en las zonas más afectadas por las inundaciones. Acnur ha proporcionado más de 41.000 lonas de plástico, 14.500 tiendas familiares de campaña, 70.000 mantas, 40.000 colchonetas, 14.800 juegos de cocina, 26.600 bidones, 18.600 cubos de plástico, 17.700 mosquiteras y 13,3 toneladas de jabón.
Además de proporcionar asistencia de emergencia con material de refugio, Acnur prevé rehabilitar instalaciones comunes que han sido destruidas por las inundaciones, como puntos de agua e instalaciones sanitarias, clínicas, escuelas y caminos de acceso. La Agencia de la ONU para los Refugiados lanzará en breve un llamamiento de emergencia para recaudar más fondos con el fin de ayudar a unas 560.000 personas afectadas por esta catástrofe.