Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La leche que bebemos, de peor calidad que hace diez años

La OCU ha detectado un empeoramiento de la calidad de la leche que se bebe en España y culpa a que las "las exigencias de la ley se han rebajado" desde 2006.
El estudio revela que uno de los problemas es la presencia de proteínas degradadas debido a un excesivo tratamiento térmico para eliminar las bacterias, pero que afecta la calidad del producto.
Otro de las conclusiones es la utilización de fosfatos y estabilizantes que ni siquiera aparecen en las etiquetas de los envases, aunque no consideran que su consumo represente un peligro para la salud.
Algunas de las leches, a la venta en 222 establecimientos nacionales, no contienen las propiedades nutricionales que prometen.
Las más caras no son las mejores
En relación con los precios, la OCU advierte de que estos no están directamente relacionadas con la calidad.
En el mercado se pueden encontrar precios y leches de todo tipo.
El ahorro, según la marca que se elija puede ser muy elevado, y cita que una familia de cuatro miembros con un consumo medio de 120 litros anuales por persona gastaría 422 euros si optara por Pascual -la marca que encabeza el ránking-, frente a los 244 euros que gastaría si optara por la marca Muu, que ofrece la mejor relación calidad-precio.
Las mejores marcas, según el estudio son: Pascual, Hacendado , Consum, Kaiku, Gallega, Deleite , Carrefour , Muu (Mejor marca relación calidad-precio) , la del Dia y Covap.
Las peores marcas, Polesa, Rio, Reny Picot, RAM, Puleva, Llet Nostra, El Castillo, Condis, Carrefour Discount y Altamira.