Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La quema de contenedores, una práctica que se extiende por el País Vasco

Cuatro contenedores han ardido descontrolados y las llamas han afectado a ocho coches. Así se despertaron los vecinos de Getxo. Algunos han mostrado su enfado porque pudo ser peor. Y es que en Vizcaya quemar contenedores se está convirtiendo en una moda. Este año en Getxo ya van 26 y en la vecina Santurce unos veinte. Cada contenedor cuesta entre 700 y 1000 euros. Un gasto que en Bilbao se dispara hasta los 150.000 euros. En la capital vizcaína ya se han quemado este año 153 frente a los 178 de todo el año pasado. Más de un contenedor por día.