Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un perro permanece 8 días esperando a las puertas del hospital donde falleció su dueña

Un perro permanece 8 días esperando a las puertas del hospital donde falleció su dueñaYoutube SidrolandiaNews

La historia de un perro que durante 8 días ha permanecido esperando a su dueña a las puertas del hospital brasileño de Elmíria Silverio Barbosa, en el municipio de Sidrolândia, ha conmovido a todo el mundo. Su dueña, Vergilia de Lima Gomes, de 82 años, falleció, y el can, en el desconcierto, continúa rindiéndole su férrea lealtad. Numerosas personas ya han llamado al hospital para pedir adoptarlo.

Probablemente suene a tópico volver a repetir que el perro es el mejor amigo del hombre y con toda seguridad habrá quien lo cuestione y lo analice con escepticismo. No obstante, la historia de este perro ha conseguido dar por válido el enunciado conmoviendo a todo aquel que ha podido conocer su historia.
Durante 8 días, el cachorro durmió a las puertas del hospital doña Elmíria Silverio Barbosa, del municipio brasileño de Sidrolândia, situado a 64 kilómetros de Campo Grande, esperando a Vergilia de Lima Gomes, una mujer de 82 años que fue internada el día 22 de julio y desafortunadamente falleció el día 26 de ese mismo mes.
Desde ese momento, el perro continúa día tras día en el mismo lugar, esperando y mirando hacia la recepción del hospital en busca de su dueña a la que nunca más podrá volver a ver.
Profesionales del propio hospital han explicado, sorprendidos y fascinados por la lealtad que demuestra el can, que las personas que circulan por el lugar y le han visto varias veces allí han preguntado por él y se han interesado en ofrecerle cuidado.
Tanto es así, afirma Wanda Camilo, directora del centro, que reciben cada día llamadas de gente dispuesta a adoptarlo. "Mucha gente quiere adoptarlo, mucha gente ha venido hasta mí para preguntar si se lo podían llevar. He recibido muchas llamadas. Incluso un médico nuestro quería adoptarlo", explica en declaraciones recogidas por G1 Globo.
Sin embargo, el perro aún no ha encontrado nuevo dueño y es una tienda de mascotas de las proximidades quien ha pasado a hacerse responsable de su cuidado y su alimentación.