Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un niño de cinco años muere por la picadura de una araña

Un niño de cinco años muere por la picadura de una arañacuatro.com

La picadura de una araña reclusa parada acabó con la vida de Branson Riley, de cinco años, el domingo anterior a Acción de Gracias en Alabama. Su madre hizo varias fotografías de la evolución de la picadura en su hombro. La madre de Branson va a cumplir su último deseo y va a donar sus regalos de Navidad a los niños de África.

La primera imagen revela un edema y enrojecimiento en el omóplato de Branson. Fue tomada por Jessica Carlisle sólo 15 minutos después de sufrir la picadura. La segunda fotografía fue tomada una hora más tarde y revela como la picadura se convierte en habón.
La tercera fotografía, tomada en el hospital nueve horas después, muestra una erupción dolorosa en la piel. Cinco horas más tarde Branson falleció.
Carlisle ha decidido mostrar las imágenes de su hijo para advertir de los peligros de la araña reclusa parda. Nada más llegar al hospital, Branson fue tratado con antibióticos y esteroides. Aunque el niño estaba bien –relata la madre- decidieron trasladarlo a otro centro especializado en niños porque allí estaría mejor tratado. Sin embargo, su estado comenzó a empeorar y decidieron volver a trasladarlo a otro centro infantil de Huntsville.
Esta vez el niño empezó a sentir dolores de cabeza y de estómago y los médicos decidieron colocarle en oxígeno y llevarlo a la unidad de cuidados intensivos.

De repente, Jessica estaba esperando fuera de la UCI y vio como la gente comenzó a venir corriendo de todas partes. “Nunca he visto tantos médicos en una habitación ", ha explicado la madre en declaraciones a Al.com. Fue ahí cuando “la enfermera salió y en el pasillo me dijeron que su corazón se había detenido", sentencia.  A Branson le falló la coagulación y tuvo hemorragias internas.
Jessica ha querido cumplir el último deseo de su hijo de cinco años y ha donado sus regalos de Navidad a los niños de África que no tienen juguetes.