Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hollande informa de al menos seis muertos en el accidente de un tren al sur de París

Un tren descarrilla cerca de ParísTwitter/ remycatinois

Al menos seis personas han muerto y 22 se encuentran heridas de gravedad, según el último balance proporcionado por el presidente de Francia, François Hollande, sobre el descarrilamiento de esta tarde en el departamento de Essonne, al sur de París. Los datos contrastan con los facilitados horas antes por el ministro del Interior, Manuel Valls, quien aseguró que los fallecidos en el accidente ascendía a siete personas, una menos de las iniciamente reportadas.

Hollande se encuentra ya en el lugar del accidente acompañado del segundo del Partido Socialista en la región, Jerome Guedj, y el presidente del PS Ile-de-France, Jean-Paul Huchon.
El presidente expresó a las familias de los afectados "su solidaridad", en comentarios recogidos por 'Le Figaro'. "Entiendo que estos momentos de la identificación se están haciendo muy largos", declaró Hollande, quien pidió "evitar controversias inútiles y esperar a los resultados de la investigación sobre el descarrilamiento".
De los heridos graves, preocupa especialmente el estado de uno de ellos que se encuentra entre la vida y la muerte, según el presidente, quien también informó de dos heridos leves que evolucionan favorablemente.
Cuatro de los siete vagones del tren Intercités que realizaba el trayecto entre París y Limoges han volcado a las 17:15 horas en la estación de Brétigny-sur-Orge con unas 350 personas a bordo.
El accidente ha obligado a suspender el tráfico en la línea C del RER --el tren de cercanías de París y su extrarradio--, mientras que la empresa de ferrocarriles SNCF ha establecido una unidad de crisis. Según fuentes de SNCF citadas por 'Parisien', se cree que habría habido un problema con las agujas.
El ministro de Transportes francés, Frédéric Cuvillier, ha anunciado a través de su cuenta en Twitter que se va a desplazar al lugar del accidente.
Por su parte, el alcalde de la localidad, Bernard Decaux, ha relatado a 'Le Parisien' que "tres vagones están aplastados los unos contra los otros ante la estación y un cuarto está volcado un poco más lejos hacia el sur".
"Por ahora no tengo una idea del balance. Me han dicho simplemente que podría ser muy elevado" y que "hay heridos", ha añadido el alcalde socialista, que no ha dudado en calificar lo ocurrido de "espectáculo apocalíptico".