Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El cura de Lérez exige pagos en efectivo para oficiar funerales

Han perdido a su padre y enterrarle ha resultado un calvario. El cura de su parroquia se ha negado a oficiarles el funeral porque no le pagaban en mano. Un sacerdote jubilado que no quiere ni recibos ni facturas. La funeraria dice que por ley deben pagar a través de cheque o transferencia bancaria y que de estas y otras negativas de este párroco han informado al Arzobispado de Santiago sin obtener respuesta alguna. El desconcierto de los familiares llegó aún más lejos cuando ni el sustituto del primer párroco quiso oficiar el responso en el campo santo porque Don Crisanto se lo había prohibido. Los vecinos aseguran que no es la primera vez que ocurre algo así en esta parroquia. Sin sacerdote en el cementerio y los nervios disparados, al final tuvo que mediar la policía para que el difunto pudiera tener digna sepultura.