Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las reacciones en la UE a la victoria de Donald Trump

La victoria del polémico Donald Trump en las presidenciales de EEUU ha provocado reacciones diversas entre los líderes europeos. La Alta Representante de Política Exterior y Seguridad  de la UE, Federica Mogherini, ha asegurado que las relaciones del bloque comunitario con Estados Unidos son "más profundas que cualquier cambio" en la política norteamericana, la primera ministra británica, Theresa May apostaba por mantener la alianza fuerte que los une en los diferentes ámbitos, el presidente francés ha augurado la llegada de un "periodo de incertidumbre" en la que Francia se mantendrá "vigilante".

Minutos antes de que compareciera ante la prensa el nuevo presidente electo de Estados Unidos, la jefa de la diplomacia europea ha enviado este mensaje a través de las redes sociales.
"Los vínculos entre la UE y Estados Unidos son más profundos que cualquier cambio en la política", ha escrito en su perfil de Twitter.
Además, Mogherini ha llamado a "seguir trabajando juntos", de cara a "redescubrir la fuerza" de Europa.
El presidente de la Eurocámara, el socialista alemán Martin Schulz, por su parte ha avisado del "difícil" momento que afrontan Estados Unidos y la Unión Europea en sus relaciones tras el triunfo de Donald Trump, pero ha confiado en que el nuevo presidente norteamericano respete los derechos fundamentales y sea "otro" que el candidato polémico de la campaña.
Tras mostrar su sorpresa y preocupación por el resultado de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, Schulz ha asegurado haber visto un "cambio de todo" tras confirmarse los resultados.
Por ello, ha dicho en una breve comparecencia ante la prensa, está "seguro" de que el presidente electo "será otro Donald Trump" distinto al perfil mostrado en campaña.
También ha recalcado los derechos fundamentales que defiende la Constitución norteamericana y la obligación del presidente del país de respetar esos preceptos.
El aviso de Hollande
El presidente francés, François Hollande, ha felicitado a Donald Trump por su victoria en las presidenciales de Estados Unidos y ha advertido de que, en el "periodo de incertidumbre" que se avecina, Francia actuará con "vigilancia" y "franqueza".

Hollande criticó durante la campaña los excesos de Trump, hasta el punto de decir que "han acabado por provocar arcadas". En este sentido, el mandatario galo tachó de "ofensivos y humillantes" ciertos comentarios del magnate neoyorquino.

Este miércoles, y ya con Trump como presidente electo, Hollande ha comparecido públicamente para dar la enhorabuena al candidato del Partido Republicano, "como es natural entre dos líderes democráticos". También ha tenido unas palabras de reconocimiento para la aspirante demócrata, Hillary Clinton.

"Estados Unidos constituye un aliado de primer orden", ha subrayado el presidente francés, que ha citado la lucha contra el terrorismo, la estabilidad en Oriente Próximo y el control del cambio climático como desafíos pendientes.

Hollande quiere hablar "cuanto antes" con la futura Administración norteamericana, a la que ha prometido "vigilancia" y "franqueza". "Este nuevo contexto existe que Francia sea fuerte y asuma sus responsabilidades, como lo ha hecho desde 2012", ha añadido.
La primera ministra Theresa May apuesta por mantener su "fuerte" alianza
La primera ministra británica Theresa May, ha felicitado por su victoria en las elecciones presidenciales de Estados Unidos al magnate Donald Trump, bajo cuyo mandato espera que Reino Unido siga siendo un "aliado fuerte" en todo tipo de ámbitos.
"Reino Unido y Estados Unidos han tenido una larga y especial relación basada en los valores de libertad, democracia y empresa", ha destacado May, en un comunicado divulgado por su oficina y en el que ha deseado seguir colaborando con Trump.

La jefa del Gobierno británico confía en reforzar la alianza "para garantizar la seguridad y la prosperidad" de los dos países en los años venideros.