Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE vigila "muy de cerca" la situación en Venezuela y "adaptará" su respuesta conforme evolucione

La Unión Europea vigila "muy de cerca" la situación en Venezuela y ha reiterado que adaptará su respuesta conforme evolucione, al tiempo que ha confiado en que el Gobierno de Nicolás Maduro se atenga a sus peticiones, entre ellas que no siga adelante con la inauguración "efectiva" de la Asamblea Constituyente y que libere a "todos" los presos políticos.
"Estamos siguiente extremadamente de cerca la situación, con nuestros Estados miembro como con nuestros socios en la región y en el mundo y adaptaremos nuestra respuesta de forma acorde con las evoluciones", ha explicado en rueda de prensa la portavoz de la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Catherine Ray.
"La mayoría de estados miembro no están muy a favor" de avanzar en sanciones por ahora contra el régimen de Caracas al cuestionar su "eficacia", han explicado a Europa Press fuentes europeas. Francia, Grecia y Portugal se encuentran entre los países que rechazan la opción de imponer sanciones.
La portavoz de la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, ha recordado que los Veintiocho han apelado a "aquellos en Venezuela que tienen mandato democrático para gobernar que negocien una salida y suspendan la inauguración efectiva de la Asamblea Constituyente" elegida el domingo, que la UE y los Veintiocho dejaron claro que no reconocerán en una declaración común consensuada este miércoles.
También reclamaron la liberación de los dirigentes opositores Leopoldo López y Antonio Ledezma y la de "todos" los presos políticos encarcelados, cuya situación preocupa el bloque.
"Estamos siguiendo la situación sobre el terreno y esperamos que nuestra petición se cumpla", ha explicado la portavoz, al ser preguntada si la UE ve suficiente la decisión del Gobierno de Maduro de retrasar un día la inauguración de la Asamblea Constituyente hasta este viernes y el compromiso de las autoridades venezolanas de que se investigarán las alegaciones de fraude en las elecciones del domingo para evitar un eventual endurecimiento de la respuesta de la UE.
La portavoz ha admitido que la situación en Venezuela es "muy volátil" y ha evitado ir más allá de la posición de la Unión Europea "muy clara" que acordaron los Veintiocho este miércoles a través de una declaración de la jefa de la diplomacia europea.
También ha reconocido no haber "escuchado" la propuesta de mediación de Francia, que le ofreció a principios de julio el presidente galo, Emmanuel Macron, en una misiva a Maduro el 5 de julio, según ha informado la radio Europe 1.
España ha reclamado a sus socios europeos imponer sanciones de la UE contra "los responsables de la situación" en Venezuela tras la detención de los líderes opositores Leopoldo López y Antonio Ledezma y después de que Caracas no frenara las elecciones a la Asamblea Constituyente del pasado domingo, algo que pidió expresamente la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, como gesto político a Maduro para tratar de reconducir la crisis.
Los Veintiocho han descartado sanciones por ahora, pero han avisado a Caracas de que "la Unión Europea y sus estados miembro están listos para aumentar gradualmente su respuesta en el caso de que los principios democráticos se socaven más y la Constitución de Venezuela no sea respetada", según la declaración pactada.