Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE escenifica este lunes el inicio de su nueva relación con Cuba y el apoyo a la paz en Colombia

La Unión Europea escenificará el próximo lunes el inicio de su nueva relación diplomática con Cuba, con la firma del acuerdo bilateral alcanzado con La Habana que pondrá fin a la Posición Común, y su apoyo al acuerdo de paz en Colombia, mediante la rúbrica para poner en marcha el fondo fiduciario en apoyo a la nueva etapa en el país suramericano.
Para la ocasión se desplazarán a Bruselas el presidente del Gobierno colombiano, Juan Manuel Santos, después de haber recibido el sábado el Premio Nobel de la Paz, y el ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez.
El ministro de Asuntos Exteriores español, Alfonso Dastis, aprovechará para mantener reuniones bilaterales tanto con su homólogo cubano como con la canciller colombiana, María Ángela Holguín.
En primer lugar, la UE y Cuba firmarán el acuerdo de diálogo político y de cooperación que concluyeron en marzo y que pone fin a la Posición Común promovida por José María Aznar en 1996. Esta posición condiciona la profundización de las negociaciones a avances democráticos y en Derechos Humanos en la isla.
La Alta Representante de Política Exterior y Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, los ministros de Asuntos Exteriores de los Veintiocho y el ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, rubricarán a primera hora de la mañana el acuerdo bilateral.
Ambas partes sellaron el acuerdo en marzo en La Habana, tras casi dos años de negociaciones. En concreto, define los principios generales y los objetivos de las relaciones entre Cuba y el bloque comunitario y crea un nuevo marco para fortalecer el diálogo político, mejorar la cooperación bilateral y desarrollar una acción conjunta en foros internacionales.
Está dividido en tres capítulos: el Diálogo Político, que cubre cuestiones como la gobernación, los Derechos Humanos, la estabilidad y seguridad internacional y regional y armas de destrucción masiva, entre otros; el capítulo sobre Cooperación, que es el más amplio e identifica los sectores de cooperación; y el tercero, el capítulo económico y de comercio.
Se trata de un acuerdo 'mixto', lo que implica que debe ser firmado y ratificado también por todos los Estados miembros. Por eso, una vez se rubrique, podrá aplicarse de forma provisional pero únicamente aquellas partes que son competencia europea, el 80% del total, según fuentes diplomáticas. En cualquier caso, antes tiene que ser aprobado por el pleno Parlamento Europeo.
FONDO FIDUCIARIO PARA COLOMBIA
Por la tarde, la UE y Colombia firmarán el acuerdo para poner en marcha el fondo fiduciario del bloque comunitario en apoyo a la implementación del acuerdo de paz alcanzado entre el Gobierno de Juan Manuel Santos y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), cuya aplicación había sido pospuesta tras el rechazo al acuerdo en el referéndum del 2 de octubre.
Tras más de un mes de intensas discusiones a medio camino entre La Habana y Bogotá, las delegaciones de paz alumbraron un nuevo documento el 12 de noviembre, a pesar de que los detractores del primero consideran que los cambios son insuficientes. Para evitar un nuevo plebiscito, el nuevo texto ha sido refrendado en el Congreso por unanimidad de los presentes en las dos cámaras.
El presidente de Colombia se desplazará a Bruselas tras haber recibido el domingo 10 de diciembre en Oslo el Premio Nobel de la Paz, que le fue concedido el pasado mes de octubre precisamente por sus "resueltos esfuerzos" para acabar con más de 50 años de guerra civil con la guerrilla de las FARC.
Este fondo fiduciario está compuesto por un total de 95 millones de euros, de los cuales 72 provienen del presupuesto comunitario y el resto de las aportaciones de 19 Estados miembros. España participa en el mismo con una aportación que asciende a 3 millones de euros. También participan Croacia, República Checa, Chipre, Francia, Alemania, Hungría, Italia, Irlanda, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Portugal, Suecia, Reino Unido, Eslovaquia y Eslovenia.
La financiación aportada por el fondo se dedicará principalmente al desarrollo de zonas rurales y llegará a partir de febrero del próximo año, según han explicado fuentes europeas. El fondo fiduciario forma parte de un paquete total de 600 millones de euros en apoyo a la fase post-conflicto, de los cuales 400 millones corresponden a préstamos del Banco Europeo de Inversiones (BEI).
Tras la firma del primer acuerdo de paz entre el Gobierno colombiano y las FARC, la UE sacó a la guerrilla de su lista de organizaciones terroristas durante un periodo temporal de seis meses, una decisión que se mantuvo a pesar del resultado del referéndum que rechazó este primer acuerdo.