Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tusk teme que responder a críticas de Trump contra la UE se convierta en "tarea diaria"

El presidente del Consejo europeo, el polaco Donald Tusk, ha asegurado este miércoles que teme que responder a críticas del nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump, contra la Unión Europea se convierta en una "tarea diaria" una vez que tome posesión de su cargo.
"Me temo que vamos a tener muchas oportunidades para comentar declaraciones del presidente de Estados Unidos, no ya como presidente electo. Me temo que será nuestra tarea diaria", ha ironizado Tusk en una comparecencia ante el pleno del Parlamento Europeo en Estrasburgo (Francia).
El presidente del Consejo ha respondido así a varios eurodiputados de distinto signo que, en sus intervenciones, han echado en falta una respuesta institucional firme por parte de la Unión Europea a la última entrevista a Trump.
En una entrevista con varios medios europeos, Trump tachó de institución "obsoleta" a la OTAN y pronosticó el fin de la Unión Europea con la salida de otros Estados miembros tras Reino Unido.
De modo similar se ha expresado el vicepresidente de la Comisión Europea responsable de Empleo y Crecimiento, Jyrki Katainen, quien ha pedido "sentido común" y "responsabilidad" para centrarse en los asuntos que preocupan a la Unión y no pronunciarse sobre lo dicho por Trump, aunque pudiera ser "políticamente interesante".
"No dejemos a otros definir lo que es la Unión Europea (...). Tenemos nuestra propia responsabilidad de llevar la Unión en la dirección que queremos que tome", ha dicho ante la Eurocámara.
Katainen ha hecho suyas las palabras de la canciller alemana, Angela Merkel, en las que subrayó que Europa tiene su futuro "en sus propias manos" y ha apostado por "no dedicar más atención a lo que otros dicen de nosotros".