Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Trump defiende a su hijo y alega que es "muy habitual" investigar a rivales políticos

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha defendido este jueves la reunión de su hijo mayor con una abogada rusa en los meses previos a las elecciones de 2016 y ha asegurado que es "muy habitual en política" investigar a los rivales.
La polémica se remonta a junio de 2016, cuando Donald Trump Jr., su cuñado Jared Kushner y el entonces jefe de campaña, Paul Manafort, se vieron en Nueva York con la abogada rusa Natalia Veselnitskaya. El cebo para organizar la cita fueron unos supuestos datos comprometedores sobre Hillary Clinton, aunque finalmente no se habría entregado ninguna información de este tipo.
Desde París, donde se ha visto con su homólogo francés, Emmanuel Macron, Trump ha insistido en que su hijo es "un joven maravilloso" y que "no salió nada del encuentro". En este sentido, ha explicado durante una rueda de prensa que "fue una reunión corta" en la que su primogénito se limitó a "escuchar".
El presidente norteamericano ha descrito a Veselnitskaya como "una abogada rusa", desmintiendo así que representase de alguna forma a Moscú. En los correos divulgados por su hijo, sin embargo, sí se que aludía a que la información procedía directamente de las autoridades de Rusia.
"Creo, desde un punto de vista práctico, que la mayoría de personas habrían aceptado el encuentro", ha justificado Trump, que ha considerado "muy habitual" realizar investigaciones de rivales políticos o recibir ofertas de individuos que dicen tener información. "La política no es el negocio más bonito del mundo", ha añadido.