Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El líder de Transnistria, dispuesto a dialogar con las autoridades moldavas

El la autoproclamada República de Transnistria, Vadim Krasnoselski, ha expresado su disposición a dialogar con el presidente moldavo, Igor Dodon, y con el primer ministro del país, Pavel Filip.
"No hemos enviado ninguna solicitud formal para una reunión, pero ya he dicho más de una vez que estoy dispuesto a reunirme con cualquier responsable moldavo, así que quiero pedirle al señor Filip que se reúna conmigo", ha afirmado Krasnoselski en rueda de prensa desde Tiraspol recogida por la agencia de noticias rusa Itar-Tass.
Así, ha destacado que Transnistria es un integrante de pleno derecho del formato 5+2 (Moldavia, Transnistria, Rusia, Ucrania y la OSCE, más Estados Unidos y la UE como observadores), aunque la fórmula lleva más de dos años sin propiciar ninguna reunión. "Parece que hay a quien le molesta que sea una fórmula para avanzar. Creo profundamente que este es el motivo por el que este formato está paralizado", ha argumentado.
"De hecho, solo Transnistria y Rusia realmente están realmente a favor. Los demás acceden solo verbalmente", ha señalado. Así, ha recordado que contactó con Dodon el 30 de marzo para firmar un mensaje conjunto de los presidentes de las dos partes en conflicto dirigido al presidente de la OSCE y al ministro de Asuntos Exteriores austriaco, pero Dodon optó por una pausa. Es 18 de junio y aún no tengo una respuesta suya", ha reprochado.
El dirigente separatista ha aprovechado además para criticar el reciente dictamen del Tribunal Constitucional moldavo que declaraba ilegal el despliegue de fuerzas de mantenimiento de la paz rusas.
El conflicto de Transnistria surgió tras el colapso de la Unión Soviética en 1991, cuando la región de Transnistria, de habla mayoritaria rusa, se escindió de Moldavia con el apoyo de Moscú. La tensión llevó a un conflicto armado en 1992 y 1993 que dejo centenares de muertos en ambos bandos.