Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sudán del Sur se enfrentará a un alto nivel de inseguridad alimentaria en 2017

Sudán del Sur se enfrentará a niveles extremos de inseguridad alimentaria durante al menos la primera mitad de 2017 debido a que hay una menor disponibilidad de alimentos y al persistente conflicto en el país, según ha alertado en su último informe FEWS Net, la red de alerta temprana de hambruna.
El conflicto que estalló en diciembre de 2014 ha dejado 1,9 millones de desplazados internos y 1,2 millones de refugiados en los países vecinos. El rebrote de violencia que se produjo en julio pasado y que aún perdura ha provocado un rápido incremento en el número de desplazados, especialmente en Greater Equatoria, donde ha aumentado un 250 por ciento.
Según ha subrayado FEWS Net, en algunas áreas del país ya hay nivel de emergencia --fase 4 de los cinco niveles existentes-- y a falta de asistencia humanitaria, "algunos hogares en Bahr el Ghazal Norte y Unidad podrían agotar su capacidad y entrar en nivel de catástrofe", es decir, hambruna.
Así pues, ha defendido que "es necesaria asistencia humanitaria de emergencia continuada y un acceso mejorado de forma urgente para salvar vidas".
Pese a que actualmente es temporada de cosecha, según FEWS Net, los niveles de malnutrición siguen en nivel 3, crisis, y 4, emergencia, en muchos condados. Este año, ha explicado, se espera que la cosecha sea inferior a la media en muchas zonas, especialmente debido a los problemas relacionados con el conflicto".
"Dada la probabilidad de que se agoten anticipadamente las reservas de los hogares y las continuadas limitaciones a las actividades de subsistencia, se espera que persistan altos niveles de malnutrición aguda" durante la primera mitad del año, ha precisado.
FEWS Net también ha puesto el acento en los elevados precios de los alimentos. Según ha dicho, los precios de los bienes básicos apenas han bajado e incluso en algunas zonas han seguido aumentando durante la cosecha. "Los persistentes elevados precios están reduciendo la capacidad adquisitiva de los hogares de Sudán del Sur y están teniendo un impacto significativo en los hogares urbanos más pobres", ha resaltado.